Lula y Lugo, amigables pero sin acuerdo

Luiz Inácio Lula da Silva (dcha.) y Fernando Lugo
Image caption Los mandatarios mantuvieron un tono positivo respecto a su encuentro.

Tras horas de larga negociación, este viernes los mandatarios de Brasil, Luis Inacio Lula Da Silva, y Paraguay, Fernando Lugo, admitieron que no han logrado encontrar una solución para resolver sus diferencias por la represa de Itaipú, que comparten.

Sin embargo, los vecinos mantuvieron un tono positivo respecto a su encuentro, sostenido en el marco de la visita del presidente paraguayo a Brasil.

"No hemos firmado ningún compromiso, pero sí hemos definido que en una fecha próxima, en Paraguay, el presidente Lula y yo nos reuniremos para ir mejorando la cooperación", sostuvo Lugo. Por su parte, su par brasileño señaló: "Aunque no hayamos firmado ningún acuerdo, la reunión fue productiva porque detectamos puntos en que tenemos que avanzar".

Más allá de la cordialidad, Lugo dejó en claro que "Paraguay no ha renunciado a ninguna de sus reivindicaciones".

Brasil y Paraguay comenzaron la construcción de Itaipú en 1973, y el país más pequeño contó con préstamos de su poderoso vecino para financiar su parte de la hidroeléctrica.

Desde que comenzó a operarse la represa, Paraguay ha usado sólo el 5% de le energía que produce, y el restante 45% que le corresponde se lo vende por contrato al Estado brasileño, a precios que -según afirma- son mucho menores que los del mercado.

Por eso Lugo reclama la libre disposición de ese excedente, tema que ha sido eje de su política internacional desde que llegó al poder en 2008.

En tanto Brasil se rehúsa a renegociar ese acuerdo, y considera que paga un precio justo por la energía que compra a Paraguay.

Deuda

Image caption Paraguay ha usado sólo el 5% de le energía que produce la represa.

Paraguay también cuestiona la deuda de US$18.000 millones que mantiene con Brasil, por los préstamos para la construcción de Itaipú.

En su opinión, esa deuda ya fue saldada a través de los subsidios que le dio a Brasil para la compra de su electricidad excedente.

Según los analistas, el tema de Itaipú es un dilema de gran peso político tanto para Lugo como para Lula.

"Brasil es el principal socio comercial de Paraguay, así que a este país no le conviene que se lleven mal. Sin embargo, el reclamo de Itaipú ha sido la bandera de Lugo desde su campaña", le dijo a BBC Mundo el periodista paraguayo Cristian Cantero.

En tanto, Brasil no quiere perder liderazgo en la región o aparecer como el malo de la película, pero Lula tiene mucha presión en su país para no ceder ante los reclamos de Paraguay", señaló el profesional del diario Última Hora.

Está previsto que equipos de ambos países analicen nuevas propuestas durante los próximos 45 días, para tratar de alcanzar un acuerdo en la próxima reunión presidencial entre Lugo y Lula en Asunción, en la víspera de la próxima Cumbre del Mercosur.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.