Récord de homicidios en Ciudad Juárez

Soldados revisan a unos ciudadanos en Ciudad Juárez
Image caption Miles de soldados han sido desplegados en Ciudad Juárez desde 2006.

La tasa de homicidios en Ciudad Juárez, en la frontera entre Estados Unidos y México, alcanzó la cifra más alta desde que se registran las muertes provocadas por los enfrentamientos entre carteles de drogas rivales.

Hasta mediados de octubre, hubo 1.986 homicidios, 815 más que el año pasado.

En lo que va de octubre, 195 personas han sido asesinadas, de acuerdo con fuentes oficiales.

En esa ciudad mexicana, con una población de 1,5 millones de personas, siete personas mueren cada día.

Los carteles de la droga no sólo luchan por el control de las rutas de contrabando que llegan a Estados Unidos, sino por el dominio del mercado local.

Miles de soldados se han desplegado en Ciudad Juárez y en el resto del país desde finales de 2006 para combatir las organizaciones de traficantes de drogas.

El aumento de los crímenes en Ciudad Juárez es el resultado del recrudecimiento de los enfrentamientos entre el cartel de Sinaloa, que tiene como cabecilla al hombre más buscado de México, Joaquín "El Chapo" Guzmán, y el cartel de Juárez, según informó el secretario de Seguridad Pública del estado de Chihuahua, Víctor Valencia.

El boom del mercado

Ciudad Juárez ha sido, por décadas, uno de los principales puntos de tránsito de la cocaína que sale de México con destino a Estados Unidos.

El corresponsal de la BBC en México Stephen Gibbs señaló que la ciudad también ha registrado un incremento del consumo de drogas.

Antes de reportarse la escalada de violencia, Juárez tenía una tasa de 200 homicidios al año.

Ahora, se ha convertido en una de las ciudades más peligrosas del mundo.

En 2006, el presidente de México, Felipe Calderón, ordenó el despliegue de 45.000 soldados y agentes de la policía federal para combatir a los carteles de la droga.

Ciudad Juárez recibió varios miles de soldados para detener los enfrentamientos.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.