Última actualización: lunes, 9 de noviembre de 2009 - 23:54 GMT

Lo que ganan Chávez y Uribe de la crisis

Frontera entre Colombia y Venezuela

Ambos mandatarios se beneficiarían del clima de tensión política.

La actual crisis política colombo-venezolana es el más reciente capítulo en una historia larga de desencuentros entre los dos países.

Y como ha pasado en otras ocasiones, hay quienes acusan a ambos gobiernos de alimentar una retórica bélica, no porque haya un interés real en pasar a la guerra, sino porque el clima de confrontación verbal convendría a los intereses políticos personales de ambos mandatarios.

¿Cortina de humo?

Las más recientes declaraciones del presidente venezolano Hugo Chávez, llamando a su pueblo a prepararse a una eventual guerra con Colombia y Estados Unidos, ocurren en un contexto de interés electoral para los mandatarios de ambos países, señaló a BBC Mundo Jose Manuel Puente, académico del IESA de Caracas.

clic Lea: Chávez insta a "prepararse" para la guerra

“Recordemos que el año entrante en Venezuela hay elecciones a la Asamblea Nacional y el presidente Chávez por primera vez ha comenzado a bajar en las encuestas”, recuerda Puente.

Recordemos que el año entrante en Venezuela hay elecciones a la Asamblea Nacional y el presidente Chávez por primera vez ha comenzado a bajar en las encuestas

Jose Manuel Puente, IESA, Caracas

“La economía ha caído y hay problemas domésticos importantes como racionamientos de agua y energía, que junto con el problema de la delincuencia, hace que el ciudadano promedio perciba que hay un problema de incompetencia en la gestión”.

“En ese contexto se dan incentivos para que ambos, Chávez en Venezuela y Uribe en Colombia, puedan tener algunos discursos estridentes que los ayuden en el tema electoral”, asegura Puente.

Discreción y ventaja

Académicos colombianos consultados por BBC Mundo opinan que el gobierno de Bogotá ha manejado con más discreción la crisis con Venezuela, pero aún así es probable que también reciba dividendos electorales de la situación.

Mónica Pachon, profesora de la Universidad de los Andes y directora del programa Congreso Visible de ese centro universitario en Bogotá, le dijo a BBC Mundo, “cada vez que Chávez habla de guerra, le favorece a Uribe”.

Cada vez que Chávez habla de guerra, le favorece a Uribe

Mónica Pachón, Universidad de los Andes, Bogotá

Esta semana una encuesta de opinión de Invamer Gallup reveló que la imagen del Presidente Uribe, afectada por varias acusaciones de corrupción contra funcionarios de su gobierno, había caído en dos meses del 70 al 64% de aprobación, su punto de popularidad más bajo en siete años.

Los escándalos, sumados a los efectos de una recesión, han empezado a mermar la popularidad del mandatario colombiano a un año de las elecciones presidenciales, en donde muchos piensan que Uribe será candidato, de aprobarse una reforma constitucional que le permita aspirar al cargo por tercera vez.

clic Hablar de guerra: ¿exagerado?

El surgimiento de una nueva “amenaza” de seguridad proveniente de Venezuela ayuda a distraer titulares de prensa que de otra manera podrían estar dedicados a los escándalos de corrupción, puntualiza Pachón.

Los negocios

Por su parte, Alfredo Rangel de la Fundación Seguridad y Democracia, una organización no gubernamental colombiana, niega que el gobierno colombiano esté alimentando las tensiones con Venezuela por interés electoral. Rangel dice que es Chávez el que está propiciando el “recalentamiento de la frontera” para distraer a sus críticos y debilitar la posición de los gobernadores de los estados fronterizos de Táchira y Zulia, controlados por la oposición.

Rangel califica la respuesta colombiana ante las tensiones fronterizas de “moderada”, y señala como ejemplo el mejoramiento de las relaciones con Ecuador, puntualizando que el gobierno colombiano ha buscado la “normalización y cooperación” con los vecinos.

Una de las razones que podría explicar esta percepción de moderación en las acciones del gobierno en Bogotá se encuentra en los intereses económicos colombianos en Venezuela. Jose Manuel Puente recuerda que 2008 fue un año récord para el comercio bilateral, que llegó a más de US$ 7.500 millones, frente a apenas US$1,500 millones en 1999.

Sin embargo, señala Puente, de esa cifra Colombia exporta US$6.700 millones mientras que las ventas venezolanas a Colombia apenas rondaban US$1.000 millones. “Hay una gigantesca asimetría comercial entre Colombia y Venezuela”.

Eso puede ayudar a explicar, según Puente, que los empresarios venezolanos no hayan ejercido un papel tan visible en buscar moderar la posición de los gobiernos como lo han hecho sus homólogos colombianos.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.