Haití: con vida tras 11 días bajo las ruinas

Wismond Exantus, joven haitiano rescatado el sábado con vida
Image caption Exantus salió sonriendo y aparentemente en buenas condiciones de los restos del hotel.

El mismo día en que el gobierno de Haití declaró concluidas las operaciones de búsqueda y rescate de sobrevivientes, Wismond Exantus, un joven de 24 años, fue encontrado con vida bajo los escombros de un hotel de Puerto Príncipe, más de una semana después del terremoto que azotó el país.

Exantus salió sonriendo y aparentemente en buenas condiciones, explicó el corresponsal de la BBC Adam Mynott. Según contó el joven, había pasado los 11 días que permaneció sepultado alimentándose con refrescos y aperitivos de la tienda del hotel en la que trabajaba.

Lea: Concluyen labores de rescate en Haití

Equipos de rescate griegos, franceses y estadounidenses participaron en la operación para desenterrarle, que duró dos horas y media.

Christophe Renou, uno de los miembros del equipo francés, describió el hallazgo del joven haitiano como "un milagro".

Renou explicó que fueron alertados por la familia de Exantus, a quien pudieron facilitar agua mientras intentaban apartar los restos del hotel.

Según los rescatistas, el joven tuvo suerte de que los escombros que tenía encima eran sobre todo de madera, y no cemento.

Con este caso más reciente, ya suman 133 personas rescatadas con vida. Y las noticias sobre los últimos rescatados han hecho que muchos en Haití cuestionen la decisión gubernamental de cesar la búsqueda de "milagros" como éste.

Mynott dijo que algunas personas, inquietas por la decisión, continuarán buscando a sus familiares y amigos hasta que desaparezca toda esperanza.

La portavoz de Naciones Unidas Elizabeth Byrs dijo desde Ginebra (Suiza) que la decisión de finalizar estas tareas podría resultar "desgarradora", pero que se tomó siguiendo el consejo de los expertos.

Lea: ¿cuánto se puede sobrevivir bajo los escombros?

"Porque Dios lo quiere"

Entre las últimas personas halladas también se encuentra una anciana de 84 años.

Marie Carida fue encontrada este viernes tras pasar diez días bajo los escombros. Su hijo explicó haber escuchado sus gritos en la mañana del jueves y un día después consiguió recatarla con la ayuda de amigos.

El mismo día se halló a Emmanuel Buso, después de que sus familiares pidieran ayuda a un equipo de rescate israelí.

En una entrevista, Buso explicó que el terremoto tuvo lugar mientras él estaba saliendo de la ducha.

"Sentí la casa tambaleándose. No sabía si estaba boca arriba o boca abajo", aseguró.

El joven explicó que se desmayó entre los escombros y en sueños oyó los gritos de su madre.

No tenía nada que comer y bebió su propia orina para no deshidratarse.

"Estoy hoy aquí porque Dios lo quiere", aseguró.

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.