La Haya: Piñera hereda su primera tarea

Bachelet y Piñera
Image caption El gobierno de la saliente presidenta Bachelet indicó que la demanda de Perú es un asunto de Estado que debe ventilarse con Piñera presente.

Sebastián Piñera asumirá su primera tarea antes de jurar como presidente de Chile el próximo 11 de marzo, luego de ser invitado a conocer la contramemoria que el país presentará en la Corte Internacional de La Haya para responder a la demanda marítima de Perú.

El ministro de Relaciones Exteriores, Mariano Fernández, anunció que el abanderado de la centro derecha se reunirá con la presidenta Michelle Bachelet para analizar la presentación chilena, que debe estar en el tribunal antes del 9 de marzo próximo.

"En opinión nuestra tiene derecho a conocer la información sobre este tema, porque si bien es cierto la memoria se presenta como límite antes de que él asuma, la continuidad de la gestión le va a corresponder a los agentes bajo la dirección política del nuevo presidente de la República", señaló el canciller.

Fernández recalcó que la respuesta a la demanda peruana se trata de un "asunto de Estado" que amerita este análisis conjunto. La fecha de esta reunión aún no está definida, pero debe ser antes que se cumpla el plazo máximo de entrega.

Lea: Perú demanda a Chile en La Haya

Tras ganar la segunda vuelta presidencial del 17 de enero con un 51,60% de los votos, Piñera asumirá como presidente el 11 de marzo próximo, sólo días después que Chile haya dado a conocer ante La Haya su postura frente al requerimiento de Lima.

Perú reclama soberanía sobre un área marítima que a su juicio no está delimitada, mientras que Chile dice no tener situaciones pendientes con su vecino, asegurando que la separación está claramente marcada por dos tratados, suscritos en 1952 y 1954.

Descongelar relaciones

Sebastián Piñera se ha manifestado abierto a mejorar las relaciones con Perú, planteando que la presentación ante la Corte Internacional de Justicia no debe afectar el desarrollo conjunto de ambos países.

Ya en su calidad de mandatario electo, le dijo al diario La Tercera que su objetivo es "defender con firmeza y prudencia lo que legítimamente nos pertenece", pero al mismo sostuvo que "no vamos a congelar toda la relación con Perú a la espera de lo que resuelva La Haya".

El ex senador propuso que "la agenda de futuro con Perú salga del refrigerador", en referencia a la decisión del gobierno de Bachelet de enfriar las relaciones mientras no se defina la situación.

Desde que Perú acudió al tribunal internacional para hacer su reclamo se han dado momentos bilaterales tensos, en especial porque en Lima acusan a Chile de llevar adelante una carrera armamentista.

El último conflicto llegó cuando el jefe de la Fuerza Aérea de Chile, Ricardo Ortega, defendió la compra de 18 aviones F-16 a Holanda como parte de una política de disuasión, recalcando que el país tiene "la capacidad de pegar fuerte".

Ante esto, en Lima el primer ministro, Javier Velásquez, pidió tomar estas declaraciones "con serenidad".

Sin ceder soberanía

La postura de Sebastián Piñera es menos amistosa cuando se trata de Bolivia y su histórica exigencia de lograr una salida al mar.

El representante de la Coalición por el Cambio ha dicho que reconoce la necesidad del país vecino de contar con acceso a puertos para desarrollar su comercio exterior, pero enfatizando que "no vamos a ceder ni territorio, ni mar".

Bolivia perdió su acceso soberano al mar a manos de Chile en la llamada Guerra del Pacífico (1879-1883), tras lo cual ha solicitado a nivel bilateral e internacional una solución a este problema.

Tras derrotar al ex mandatario Eduardo Frei Ruiz-Tagle (de la gobernante Concertación) en las elecciones, Sebastián Piñera se transformará en el primer presidente de derecha desde el retorno a la democracia, tras el fin en 1989 del régimen militar de Augusto Pinochet.

En su calidad de mandatario electo, tuvo un primer roce internacional cuando se declaró públicamente contrario a la forma de gobernar de Hugo Chávez, a lo que el presidente de Venezuela respondió con dureza, pidiéndole que "no se meta con nosotros".

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.