Brasil controla a Paraguay con avión espía

Avión espía. Archivo
Image caption El VANT vuela sin necesidad de piloto humano y cuenta con autonomía de hasta 37 horas de vuelo.

El gobierno brasileño inició un operativo para controlar la frontera con Paraguay a través de un avión espía que cuenta con capacidad para lanzar misiles. El gobierno paraguayo no se muestra preocupado y asegura que son iniciativas normales que realiza su vecino en el contexto del ejercicio de su soberanía.

A inicios de esta semana, la Fuerza Nacional de Seguridad de Brasil (FNS), un grupo militar-policial de élite que depende directamente del presidente Luiz Inacio Lula da Silva, inició un "Operativo Centinela" y se instaló en la cabecera del Puente de la Amistad, que une Ciudad del Este (Paraguay) con Foz de Iguazú (Brasil).

El objetivo, según las informaciones divulgadas por el gobierno brasileño, es combatir todo tipo de actividades ilegales en la frontera con el Paraguay para lo cual controlará el lago de Itaipú y el río Paraná, utilizando un Vehículo Aéreo No Tripulado (VANT), más conocido como "avión espía".

La FNS montó su primera base en el aeropuerto de la ciudad brasileña de San Miguel del Iguazú, a unos 40 kilómetros del Puente de la Amistad a orillas del Lago de Itaipú, en territorio brasileño. La instalación de la base aérea exigirá la inversión de unos 80 millones de dólares.

Lea: Brasil vigilará su frontera desde el cielo

Avión espía

El VANT, de fabricación israelí, con capacidad para cargar armas de combate, fue adquirido por Brasil a mediados del año pasado por alrededor de cuatro millones de dólares. El avión vuela sin necesidad de piloto humano y cuenta con autonomía de hasta 37 horas de vuelo.

Controlado desde base terrestre, es capaz de captar el movimiento en tiempo real de personas y vehículos e imágenes desde gran altitud, hasta 40 kilómetros de distancia, a través de potentes cámaras y sensores electro-ópticos de última generación.

El aparato tiene más de 10 metros de largo, pesa 1.250 kilos, de los cuales 250 kilos son solo de equipos y dispone de radar, inclusive meteorológico.

El que está en funcionamiento en San Miguel del Iguazú es el primero de tres aviones que adquirirá la Policía Federal brasileña, que es la primera fuerza policial del mundo en adquirir los VANT para la realización de patrullaje, según afirma la prensa paraguaya.

Paraguay fue comunicado

Para el gobierno paraguayo no hay motivos de preocupación. El ministro de Relaciones Exteriores, Héctor Lacognata, le aseguró a BBC Mundo que "todas las iniciativas que ha tenido Brasil de control de fronteras, de combate a la delincuencia en la zona fronteriza, las hacen dentro del contexto del ejercicio de su soberanía".

Según Lacognata "Paraguay ha sido comunicado con suficiente antelación, inclusive en muchas de estas tareas militares hay participación de oficiales paraguayos invitados en estas acciones conjuntas".

El canciller explicó que se ha establecido una serie de mecanismos conjuntos de control y de combate a la delincuencia. "Nosotros seguimos muy de cerca estas actividades y no tenemos ningún motivo hoy para pensar o sospechar que esto pudiera eventualmente lesionar nuestra soberanía", dijo.

Seguridad nacional

Sin embargo, para algunos analistas, con el operativo, el gobierno brasileño aumenta su control en la frontera con Paraguay.

"No es sólo para perseguir el tráfico de drogas y armas. Se trata evidentemente de endurecer el control sobre la hidroeléctrica de Itaipú pues la energía generada por la represa tiene carácter de seguridad nacional para Brasil", dijo a BBC Mundo el sociólogo y analista político Marcial Cantero.

Paraguay y Brasil comparten la propiedad de la gigantesca hidroeléctrica Itaipú que abastece principalmente al mercado brasileño y, específicamente al sector industrial de San Pablo. Paraguay utiliza sólo el cinco por ciento de la energía procesada en la hidroeléctrica.

Lea: Brasil tendrá otro gigante hidroeléctrico

En noviembre pasado, al menos siete de los 26 estados de Brasil fueron afectados por un corte de electricidad, cuya responsabilidad se orientó en principio a una falla en las líneas que transportan la energía generada en Itaipú.

El apagón generó caos en San Pablo y Río de Janeiro y un temblor político de grandes proporciones.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.