Malvinas o Falklands: Argentina cita a embajadora británica

El gobierno argentino citó para este lunes a la embajadora británica en Buenos Aires, Shan Morgan, para responder a la queja presentada por Londres ante los nuevos controles impuestos a las embarcaciones que navegan alrededor de las islas del Atlántico Sur, en un nuevo capítulo por la disputa del archipiélago entre ambos países.

Image caption Fernández firmó un decreto en febrero pasado tras la reiniciación de la exploración petrolera.

Luego de que empresas británicas reiniciaran operaciones de explotación petrolera en Malvinas o Falklands, la presidenta argentina Cristina Fernández firmó el decreto 256 que exige a los barcos que naveguen por aguas argentinas que soliciten un permiso especial.

El ministerio de Relaciones Exteriores británico ha sostenido que las "áreas marítimas circundantes" a las islas del Atlántico Sur "no son aguas jurisdiccionales de Argentina".

Londres también apeló a la Ley Internacional y a la Convención de Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, que establecen que todos los barcos tienen derecho al pasaje legal por aguas territoriales "y tienen libertad de navegación en aguas más allá del mar territorial".

En declaraciones a la prensa local, el vicecanciller argentino, Victorio Taccetti, calificó a las quejas británicas de "más de lo mismo, las de alguien que se niega a toda conversación" para negociar la soberanía del archipiélago.

Sin cambios

Durante la última cumbre entre la Unión Europea y América Latina celebrada en Madrid, la presidenta Fernández llamó al nuevo gobierno británico -formado por conservadores y liberales- a iniciar conversaciones sobre la soberanía de las islas Malvinas o Falklands.

Consultado por BBC Mundo, el analista internacional argentino Rosendo Fraga indicó que "para Argentina no ha cambiado nada con la llegada de los conservadores. Por el contrario, si la presidenta le envió una carta a David Cameron pidiendo que hubiera diálogo es porque pensó que capaz con los conservadores podían conseguir algo diferente".

Pero voceros del Ministerio de Relaciones Exteriores británico respondieron que el país europeo "no tenía dudas" acerca de su soberanía sobre las islas.

El conflicto entre Argentina y el Reino Unido por la soberanía de las islas del Atlántico Sur, que en 1982 llevó a ambos países a la guerra, tiene décadas pero ha cobrado nueva fuerza a partir de la exploración petrolera realizada por empresas británicas en la región.

Una de estas compañías, Rockhopper Exploration, ha informado que los primeros datos recabados "indicaban el descubrimiento de petróleo" al norte de las islas.

El vicecanciller argentino reconoció en las últimas horas que la existencia de petróleo en torno a las islas "no facilita" una solución al conflicto.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.