Chile: tres excavadoras operan en simultáneo para rescatar a los mineros

Máquina excavadora
Image caption La tercera sonda puede excavar el túnel con el diámetro requerido sin necesidad de ensanches posteriores.

Tres perforadoras operan en simultáneo desde el domingo para excavar los túneles por donde intentarán izar hacia la superficie a los 33 mineros atrapados a 700 metros de profundidad en el yacimiento San José, en el norte de Chile.

Con la puesta en marcha de una sonda petrolera se activó el denominado Plan C para rescatar a los trabajadores que se encuentran en el interior de la mina desde el pasado 5 de agosto.

Este dispositivo tiene la capacidad de excavar el túnel con el diámetro requerido, sin necesidad de ensanches posteriores, y de ir "encamisándolo" para asegurar sus paredes y evitar derrumbes.

"Partió Plan C, lleva 5 metros en 70 centímetros de diámetro", escribió en su cuenta de Twitter el ministro de Minería de Chile, Laurence Golborne.

Hasta el domingo, habían estado operando dos excavadoras correspondientes a los planes A y B.

Una de las máquinas, la Strata 950, había llegado a los 320 metros de profundidad, mientras que la T 130 había perforado hasta los 620 metros donde se encuentra el taller de los mineros.

Ambas excavadoras deben ensanchar los ductos hasta lograr un diámetro de entre 66 y 70 centímetros por donde se deslizarán las cápsulas que transportarán a los trabajadores atrapados.

Piñera en la mina

Image caption Isabel Allende dijo que en las pantallas de televisión de todo el mundo está la imagen de los mineros.

La activación del Plan C fue encabezada por el presidente Sebastián Piñera, quien concurrió al yacimiento San José en compañía de la escritora chilena radicada en Estados Unidos, Isabel Allende.

El mandatario mantuvo una teleconferencia con los mineros, informó el corresponsal de la BBC en el yacimiento San José, Gideon Long.

Piñera aprovechó la ocasión para conocer a Esperanza, la niña que nació la semana pasada y cuyo padre se encuentra entre los 33 que están atrapados a 700 metros de profundidad.

El presidente agregó que espera que en su próxima visita pueda abrazar a los mineros "en nombre de todos los chilenos".

Isabel Allende, por su parte, dijo que viaja por el mundo y en todas las pantallas de televisión está la imagen de los trabajadores atrapados en el yacimiento.

"Me llegan cientos de mensajes de gente que están rezando por ellos, de gente que les manda mensajes de ánimo, de energía y de agradecimiento a la gente que está sobre la tierra, trabajando día y noche sin parar para rescatar a sus compañeros", expresó la escritora.

Tras la visita a la mina San José, Piñera regresó a la ciudad de Santiago donde se llevó a cabo un desfile militar en el marco de los festejos por los 200 años el inicio del proceso que condujo a la independencia de la corona española.