Última actualización: miércoles, 17 de marzo de 2010 - 19:43 GMT

Indígenas usan la red para proteger la Amazonia

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

Para los indígenas Suruí, que habitan en la reserva Siete de Septiembre, entre los estados de Rondonia y Acre, vivir de acuerdo a sus tradiciones en la selva no entra en contradicción con el aprovechamiento de las nuevas tecnologías. Es más, ambos estilos de vida se fortalecen el uno al otro.

"Nuestra alianza con internet es muy importante porque facilita y posibilita que la comunicación favorezca políticamente a nuestro pueblo", dice el líder indígena Almir Surui, de 35 años de edad.

"Mi pueblo pueda hablar de la amenaza contra el bosque, de su desarrollo y de la valorización cultural del pueblo Suruí".

Gracias a Almir, la relación que los Suruí están desarrollando con la internet, esta "herramienta de los blancos", se ha convertido en un intento pionero que busca que este contacto refuerce -y no corrompa- la cultura y la forma de vida de los nativos.

La idea de utilizar internet para valorizar su cultura y combatir la deforestación nació en 2007, cuando Almir tuvo su primer encuentro con Google Earth e hizo lo que hace todo el mundo: intentó buscar su casa con ayuda de las imágenes satelitales.

La vista aérea de la reserva Siete de Septiembre, un polígono verde de 248.000 hectáreas ubicado en el centro de una zona casi totalmente deforestada, lo dejó en estado de shock.

Almir se dio cuenta de que la misma internet que expone los problemas puede ser utilizada también para buscar una solución.

"Le dije a Vasco (van Roosmalen, de la ONG Equipo de Conservación de la Amazonia, ACT-Brasil, que trabaja con las comunidades indígenas en diversos proyectos) que quería un encuentro con Google y él me dijo que era imposible", cuenta Almir.

"Insistí y conseguí una reunión de 30 minutos. Duró tres horas de lo interesados que estaban".

Niña mimada

Reserva de los Suruí

El polígono verde es la reserva de los Suruí.

Hoy, la sociedad entre Google Outreach (el brazo social de Gooble) y los Suruí es algo así como la niña mimada de la compañía.

Cuando se enteraron de este reportaje de la BBC, la directora mundial del proyecto, Rebecca Moore, se ofreció a colaborar a través de una videoconferencia desde la sede de la empresa en San Francisco.

"Para el jefe Amir, todo" saltó Rebecca antes de empezar la entrevista. Ella dice que se convenció por la descripción "categórica y potente" que Almir hizo de la realidad amazónica.

"Escuchamos historias sobre la amenaza que representan las madereras ilegales y las empresas mineras, sobre las personas asesinadas, sobre el hecho, incluso, de que hay una recompensa por la cabeza del propio Amir, por liderar los esfuerzos de su pueblo para resistir a las madereras", dijo Moore.

"Quedó claro que él tiene una idea muy sofisticada de cómo la tecnología moderna puede ayudar a los pueblos tradicionales a fortalecerse, fortalecer sus cultura, proteger y preservar sus tierras y reducir la brecha entre la vida tradicional y la moderna".

Suruí en internet

El primer paso para la sociedad entre el gigante de internet y la asociación indígena Metareilá, firmado en 2008 fue la creación en Google Earth del llamado "mapa cultural" de los Suruí, que antes sólo existía en papel.

Mapa cultural

Internet les permitió a los indígenas elaborar un mapa cultural de su comunidad.

Hecho a partir de una metodología que ACT-Brasil cedió a los indígenas, el mapa muestra, por ejemplo, los lugares donde se desarrollaron batallas históricas de los Suruí contra otras tribus o contra expediciones no indígenas.

Haciendo un segundo clic, los usuarios pueden saber que, para los Suruí, el canto del tucán presagia malas noticias y que las plumas del animal son utilizadas por los guerreros durante las celebraciones de Mapimaim, en homenaje a la creación del mundo.

Como parte de esta asociación, la empresa brindó entrenamiento en informática a cerca de 20 indígenas en la sede de la asociación Metareilá, en Cacoal, donde está emplazada la reserva.

Lucha contra la deforestación

Ahora, los Suruí quieren embarcarse en un proyecto más ambicioso, apoyándose en internet: combatir la deforestación de la reserva Siete de Septiembre en tiempo real.

Para ello están esperando la llegada de los primeros smartphones, unos teléfonos inteligentes equipados con el sistema operativo Android, de Google, que les permitirá fotografiar la deforestación en el momento en que está ocurriendo y subir las imágenes a internet para mostrarlas al mundo y a las autoridades competentes.

No es solamente que ellos dicen que (la deforestación) existe, es todo el mundo viendo que existe. Esto cambia el poder de convencimiento

Marecelo Quintella, Google

"No es solamente que ellos dicen que (la deforestación) existe, es todo el mundo viendo que existe. Esto cambia el poder de convencimiento", asegura Marcelo Quintella uno de los gerentes de productos de Google.

La aldea de Lapetanha, la más cercana a Cacoal, a 500 kilómetros de Porto Velho, todavía no tiene internet.

Pero las dos computadoras que están en la pequeña sala que funciona como centro cultural sirven para que los jóvenes indígenas que estudian en la escuela de la aldea comiencen a interesarse en la tecnología y en las posibilidades que ofrece para acceder a la información.

Almir dice que hay planes para instalar internet para fin de año. Así no haría falta viajar hasta Cacoal para ingresar a internet y esto facilitaría la comunicación con otras partes del mundo, lo que según él fortalecería políticamente a la comunidad Suruí.

"Hoy, esas (internet, laptops, etc.) son realmente nuestras herrmainetas de diálogo para construir un mundo mejor", concluyó Amir.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.