La "reina" de la pantalla deja su trono

Oprah Winfrey
Image caption La presentadora se ganó al público hablando a menudo con naturalidad de sus problemas personales.

La multimillonaria presentadora Oprah Winfrey, considerada por muchos críticos "la reina de la televisión" en Estados Unidos, dejará su programa en 2011, después aparecer durante más de dos décadas en las pantallas de su país y de otras 140 naciones.

Harpo, la compañía que produce el programa de Winfrey, no dio detalles de por qué Oprah -como es conocida por sus espectadores- tomó esta decisión, aunque adelantó que la conductora explicará este viernes por qué deja el espacio que inauguró en 1986: El Show de Oprah Winfrey.

2011 es el año en que la estrella tiene previsto lanzar su propio canal de televisión por cable, que se llamará OWN (Oprah Winfrey Network), aunque no se confirmó si éste es el motivo por el cual dejará su mítico programa, que tiene una media de siete millones de espectadores diarios.

Su audiencia ha sido testigo de las numerosas exclusivas y escándalos que han pasado por los sillones de su plató. Ella ha ayudado a levantar los índices de audiencia aireando cada tarde sus intentos por adelgazar, sus problemas amorosos y su atormentada niñez.

Las más rica

Image caption La entrevista de Oprah a Sarah Palin fue uno de sus más recientes éxitos de audiencia.

El periodista de la BBC Richard Lister dijo que el tono abierto y franco de las conversaciones que tienen lugar en su espacio redefinieron el género del talk show a mediados de los años 80 y convirtieron a Winfrey en la mujer negra más rica del mundo y una de las personas más influyentes de EE.UU.

Los escritores que aparecen en su espacio se convierten de la noche a la mañana en best sellers y el apoyo de Oprah a la campaña electoral de Barack Obama fue crucial para la elección del presidente, según el corresponsal.

Oprah sigue siendo una de las estrellas televisivas más vistas en EE.UU., aunque su nivel de audiencia es la mitad de alto que hace diez años.

No obstante, su imperio mediático no se limita a la pequeña pantalla. También posee revistas y un programa de radio, a los que se sumará el canal OWN.

Por su dinero y su capacidad para convencer al espectador, Winfrey ocupa el puesto 45 de la última lista de las personas más poderosas del mundo que elaboró la revista Forbes.

No es al único club al que pertenece. A base de entrevistar a invitados que van desde Sarah Palin a Tom Cruise o Susan Boyle, Oprah se ha convertido además en todo un icono de la cultura popular estadounidense.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.