Última actualización: miércoles, 12 de mayo de 2010 - 11:08 GMT

La galería Tate Modern cumple 10 años

EL ESPACIO DE ARTE CONTEMPORÁNEO MÁS VISITADO DEL MUNDO

  • Fachada de la Tate Modern

    Ubicada en el centro de Londres, la Tate Modern es la galería de arte moderno más popular de todo el mundo.

    Desde su apertura hace 10 años, la han visitado más de 45 millones de personas.

    El museo se encuentra alojado en la antigua central de energía de Bankside, en la orilla sur del río Támesis.

    En un momento se pensó en derribarla, pero luego se decidió reciclarla y se le encomendó el proyecto al estudio de arquitectura suizo Herzog & De Meuron.

    El Puente del Milenio, del arquitecto británico Norman Foster, la ha hecho accesible a pie desde la ribera norte del Támesis, conectándola directamente con la Catedral de San Pablo.

    (Cortesía: Tate Photography.)

  • La reina Isabel II en la inauguaración de la Tate Modern.

    La reina Isabel II fue la encargada de pulsar el botón que inauguró formalmente la Tate Modern el 11 de mayo de 2000.

    Cuando se abrió al público, nadie preveía que la antigua central eléctrica en desuso, ejemplo del art decó industrial y obra del arquitecto Giles Gilbert Scott, iba a convertirse en un centro neurálgico del arte moderno.

    La Tate Modern forma parte del grupo de galerías Tate junto con Tate Britain, Tate Liverpool y Tate St Ives, estos dos últimos fuera de Londres.

  • Escultura Maman de Louise Bourgeois. Tate Modern. Crédito: Tate Photography

    Los jardines aledaños a la galería suelen alojar obras.

    En este caso, la obra "Maman" ("Madre"), de la escultora estadounidense de origen francés Louise Bourgeois, fue instalada en el exterior de la Tate Modern con motivo de una exposición en noviembre de 2007.

    "Maman" ya había estado en la Tate Modern. Fue la primera "visitante" en la ya famosa Sala de Turbinas (Turbine Hall), un espacio interior enorme abierto a la creatividad de los artistas invitados.

    Desde su inauguración la galería ha albergado numerosas exposiciones temporales.

    La entrada a la colección permanente de arte moderno es gratuita. Se cobra la entrada de exposiciones temporales y extraordinarias.

    La Tate Modern fue la galería de arte moderno más visitada de 2008 y 2009. Le siguen en concurrencia el Centro Pompidou de París, el MoMA de Nueva York y los museos Guggenheim de Nueva York y Bilbao.

    (Cortesía: Tate Photography.)

  • Autorretrato de Andy Warhol en la Tate Modern.

    La colección permanente de arte contemporáneo de Tate Modern, que comprende obras de 1900 a la actualidad, es considerada una de las más completas e importantes.

    La enorme variedad representa a todos los grandes movimientos, desde el fauvismo en adelante.

    Incluye importantes obras de Pablo Picasso y Henri Matisse y una de las mejores colecciones de pintores surrealistas, con obras de Salvador Dalí, Max Ernst, René Magritte y Joan Miró.

    Hay también joyas del expresionismo abstracto estadounidense, con grandes piezas de Jackson Pollock y los famosos murales de Mark Rothko, a los que se les dedica una sala entera.

    Además alberga una vasta colección del pionero del arte abstracto ruso Naum Gabo y un importante conjunto de esculturas y pinturas del suizo Alberto Giacometti.

    También se pueden ver en sus muros una variedad de obras del Pop Art, incluyendo trabajos de Roy Lichtenstein y Andy Warhol, cuyo autorretrato aparece en la foto.

  • Anish Kapoor en Tate Modern

    En la famosa Sala de Turbinas (Turbine Hall) antiguamente se encontraban los generadores de electricidad de la central de energía.

    Es un espacio de unos 3.500 metros cuadrados y se usa para exponer instalaciones de artistas contemporáneos entre octubre y marzo de cada año.

    La sala se ha convertido en uno de los espacios más populares para ver lo mejor de la escultura a nivel mundial.

    En un principio se estipuló que este tipo de instalaciones se realizarían durante los primeros cinco años de vida de la galería, pero su éxito las prolongó hasta la actualidad.

    Exponer en la Sala de Turbinas de la Tate es el sueño de todo artista moderno. En 2002 le tocó hacerlo al artista indo-británico Anish Kapoor, que instaló tres gigantescas trompetas rojas.

    (Marcus Leith y Andrew Dunkley. Cortesía: Tate Photography.)

  • En 2003 fue el turno del danés Ólafur Eliasson, quien creó una gran estructura circular imitando un sol que ocupó todo el muro del fondo de la sala que inundó el espacio con luz anaranjada.

    El proyecto, titulado "The Weather Project", giró en torno a la costumbre británica de hablar del clima.

    Eliasson es conocido por sus instalaciones y esculturas hechas con elementos naturales como luz, vapor, agua, fuego, viento y hielo.

    En sus trabajos, el artista explora los límites de la percepción humana y su relación con la naturaleza, la arquitectura y la tecnología.

    (Marcus Leith y Andrew Dunkley. Cortesía: Tate Photography.)

  • En 2007, la invitada fue la colombiana Doris Salcedo, quien hizo una grieta de 167 metros de largo en el suelo de la Sala de Turbinas.

    Según le explicó en ese momento a BBC Mundo, la obra intentó "marcar la división profunda que existe entre la humanidad y los que no somos considerados exactamente ciudadanos o humanos, marcar que existe una diferencia profunda, literalmente sin fondo, entre estos dos mundos que jamás se tocan, que jamás se encuentran".

    Salcedo fue la octava artista -y la primera latinoamericana- en ser invitada a exponer allí.

    La antecedieron la franco-estadounidense Louise Bourgeois, el español Juan Muñoz, el indo-británico Anish Kapoor, el danés Olafur Eliasson, el estadounidense Bruce Nauman, la británica Rachel Whiteread y el alemán Carsten Höller.

    (Doris Salcedo. Cortesía: Tate Photography.)

  • Carsten Holler en Tate Modern

    Höller fue el invitado en 2006 y para la ocasión colocó en la sala una serie de toboganes a los que los visitantes podían subirse.

    Titulada "Test Site", la instalación le permitía al público deslizarse por los tubos transparentes y a la vez ser contemplados por los demás.

    Para 2010, el invitado a tomar el espacio de la Sala de Turbinas es el artista chino Ai Weiwei, calificado por el diario New York Times como "el Andy Warhol de China" y considerado el artista más conocido de su país en el circuito internacional.

    (Cortesía: Tate Photography.)

  • Tate Modern

    Tate Modern 2 es el nombre como se conoce la futura ampliación de la Tate Modern, que por su enorme afluencia de visitantes se encuentra saturada.

    El proyecto fue realizado por el estudio de arquitectura suizo Herzog & De Meuron, el mismo que dirigió la conversión de la central eléctrica a museo de arte moderno.

    El objetivo es que la ampliación pueda ser inaugurada para los Juegos Olímpicos de Londres, en 2012.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.