Sorpresiva victoria del uzbeko Denis Istomin, número 117 del mundo, sobre Novak Djokovic en el Abierto de Australia

Djokovic lamenta la derrota Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Djokovic sufrió apenas su segunda derrota en los últimos 42 partidos que disputó en el Abierto de Australia, ganando cinco de los últimos seis torneos.

El campeón defensor Novak Djokovic sufrió una alucinante derrota frente al número 117 del mundo, el uzbeko Denis Istomin, y fue eliminado en la segunda ronda del Abierto de Australia.

Djokovic, que había ganado cinco de las últimas seis ediciones del primer Grand Slam del año, nunca pudo encontrar su ritmo en el partido y fue derrotado 7-6 (10-8) 5-7 2-6 7-6 (7-5) 6-4 en cuatro horas y 48 minutos.

Fue mejor jugador en los momentos decisivos"

Novak Djokovic

Es la primera vez que Djokovic, de 29 años, perdió un partido de segunda ronda en un Grand Slam desde Wimbledon en 2008, además de ser tan sólo la segunda vez en siete años que el exnúmero uno del mundo fue derrotado por una jugador que está por debajo del número 100 del ránking.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Denis Istomin sólo ha ganado un título en su carrera, en Nottingham en 2015.

La otra fue cuando cayó contra el argentino Juan Martín del Potro (145º en ese momento) en las Olimpiadas de Río 2016.

"El mereció ganar. No hay dudas, fue mejor jugador en los momentos decisivos", admitió Djokovic.

"Muchas cosas se alinearon a su favor hoy y es un merecido ganador. No hubo mucho más de lo que podía hacer".

"Me sorprendí a mí mismo"

Denis Istomin irrumpió en el circuito profesional en 2005, pero tuvo que esperar 10 años para conseguir su primer título en Nottingham en 2015.

Esta es tan sólo la tercera vez que logra alcanzar la tercera ronda del Abierto Australia, que ha sido lo más lejos que ha podido llegar en sus 11 participaciones.

"Es la victoria más grande para mi y significa tanto, ahora siento que puedo jugar contra estos tenistas y estar al mismo nivel que ellos", dijo un eufórico Istomin.

Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption La mejor ubicación del tenista uzbeko en su carrera fue cuando llego a ser el número 33 del mundo en 2012.

"Desde el tercer set tuve calambres en mi pierna, no se cómo pude aguantar. Estaba jugando tan bien que me sorprendí a mí mismo".

Istomin estuvo dos años sin jugar en su adolescencia después de fracturarse la pierna en un accidente de tránsito en 2001, teniendo que pasar tres meses internado en un hospital.

Entrenado por su madre Klaudiya, el tenista uzbeko dejó de estar entre los 100 mejores del mundo en 2016, por lo que necesitó de una invitación para jugar en Australia.

Antes de su victoria de este jueves, Istomin sólo había ganado un sólo partido contra un tenista ubicado entre los 10 mejores en 33 partidos, mientras que su mejor participación en un Grand Slam hasta ahora fue cuando llegó a los octavos de final en Wimbledon en 2012 y en Estados Unidos en 2013.

Meses para el olvido

Djokovic se mantuvo en la cima del tenis durante 223 semanas hasta que el británico Andy Murray lo destronó a finales de 2016, declive que comenzó luego de conquistar el Abierto de Francia y completar el llamado Grand Slam en su carrera (ganar los cuatro grandes torneos del calendario).

Fue derrotado en tercera ronda por el estadounidense Sam Querrey, cayó ante Del Potro en la primera ronda en Río de Janeiro y al día siguiente fue eliminado en dobles.

Derechos de autor de la imagen EPA
Image caption Djokovic se encuentra en uno de los momentos más difíciles de su carrera.

Luego tuvo problemas físicos en la final del Abierto de Estados Unidos, que perdió en cuatro sets contra el suizo Stan Wawrinka, para terminar el año con una derrota y sin ser el número uno del mundo frente a Murray en el torneo que cerró la temporada en noviembre.

"Djokovic no es el mismo Djokovic que vimos hace un año en este lugar, que estaba en el mejor momento de su carrera", le comentó a la BBC el australiano Pat Cash.

"Claramente es un problema mental. Hizo tanto y trabajó tanto para conquistar sus cuatro Grand Slams que simplemente perdió la frescura", consideró el extenista y doble finalista en Australia.

Temas relacionados

Contenido relacionado