Tomándole el pulso a la economía

A un año de que los precios del petróleo y de la comida aumentaran rápidamente afectando a millones de personas en todo el mundo, especialmente a los más pobres, un silencio se cierne alrededor del tema.

Image caption En Tomando el Pulso a la Economía tenemos como meta no perder de vista a nuestro paciente.

El problema en sí, no ha desaparecido.

Desde el momento en que los precios alcanzaron su nivel máximo el año pasado, algunos de los factores que causaron esta escalada se han revertido.

Sin embargo, para los más pobres, la comida continúa siendo tan cara como era entonces.

El valor de la energía también ha bajado de su tope, aunque no ha llegado al nivel que se mantenía antes de que los precios comenzaran a aumentar.

El costo de la comida y del petróleo son los temas de julio en nuestra serie especial Tomando el Pulso a la Economía Global, donde nos enfocamos cada mes en cómo la crisis financiera y la recesión global están afectando la vida de la gente en el mundo entero.

El precio de la comida

En el momento crítico de la crisis alimentaria en el 2008, la BBC comenzó a seguirle la pista al precio de los alimentos en las tiendas de siete ciudades para así crear un índice del precio de la comida en el mundo.

Cada semana, a lo largo de un año, nuestros reporteros se han dirigido a las tiendas para comprobar lo que las familias pagan por alimentos básicos como arroz, pan, leche o huevos.

Esperábamos encontrar una caída en los precios de estos productos, siguiendo la tendencia global. No obstante, nuestra observación levantó una serie de preguntas.

En Washington y Bruselas, el precio de los productos básicos ha caído en las tiendas que hemos monitoreado.

Pero en los países emergentes o en los más pobres, nuestro índice muestra que dichos precios han subido. En Nairobi, Kenya y en Buenos aires, Argentina, el aumento de los alimentos básicos ha sido de gran relevancia.

Asuntos vitales

El precio del petróleo y de la comida son asuntos que nos afectan a todos.

En muchos hogares de todo el mundo, la comida y la energía consumen la mayor parte de los ingresos familiares.

Otros temas importantes que hemos examinado en Tomando el Pulso a la Economía son el desempleo, las remesas y el precio de la vivienda.

En junio, informamos sobre el creciente número de desempleados en el mundo y vimos cómo este problema está afectando la vida de trabajadores inmigrantes y la cantidad de remesas que envían a su familia.

En agosto, pondremos nuestra atención en los cambios de comportamiento que se han adoptado como consecuencia de la crisis.

La economía mundial ha estado convaleciente ya que ha sufrido su mayor recesión en décadas.

En "Tomando el Pulso a la Economía" tenemos como meta no perder de vista a nuestro paciente.