Venezuela: "renacen" bancos cerrados

Un cliente sale de una oficina del Banco Bicentenario en Caracas, Venezuela
Image caption La nueva entidad tiene 387 oficinas en todo el país y emplea a casi 6.000 personas.

El gobierno de Venezuela abrió formalmente este lunes el Banco Bicentenario, institución financiera que agrupa a tres de los ocho bancos intervenidos en semanas recientes —los bancos Central, Confederado y Bolívar— además de Banfondes, propiedad del Estado.

En un acto transmitido en cadena nacional, el presidente Hugo Chávez otorgó algunos créditos a ex empleados y ex clientes de los bancos ahora desaparecidos, y recalcó que el Bicentenario estará al servicio del pueblo y no de los grandes empresarios.

"El banco no sólo cambia de nombre, cambia de orientación y ética, ahora es un banco socialista (...) y se convierte en un instrumento de la lucha por la igualdad", aseguró.

Los bancos Confederado y Bolívar forman parte de un grupo de cuatro entidades financieras (las otras fueron Provivienda y Canarias, que fueron liquidadas) intervenidas primero a puertas abiertas y luego a puertas cerradas, después de que las autoridades alegaran que la dimensión de las irregularidades ahí cometidas hacía imposible mantenerlas funcionando.

El caso despertó un amplio revuelo en círculos políticos y económicos, debido a que los bancos habían sido adquiridos el año anterior por el empresario Ricardo Fernández Barrueco, que a la vez actuaba como proveedor de alimentos para la red oficial de distribución a bajo costo, conocida como Mercal.

Poco después, el gobierno anunció la intervención de otros dos bancos: el Central y el Real, también comprados en una transacción relativamente reciente por otro empresario, Pedro Torres Ciliberto, al que portavoces de oposición vinculan a poderosos sectores relacionados con el gobierno.

La semana pasada se sumó a la lista Banorte, cuyo destino no ha sido decidido todavía por la junta interventora.

El principal banquero

Tras el cierre de los bancos, el Ejecutivo se comprometió con los ahorristas a devolverle el acceso a sus depósitos antes de que finalizara el año 2009. Esto lo harán a través del nuevo banco Bicentenario, que cuenta con 387 oficinas a nivel nacional y emplea a casi 6.000 trabajadores, de acuerdo con un boletín de la oficial Agencia Bolivariana de Noticias.

Mientras, los clientes de las instituciones liquidadas están recibiendo a través de la red de bancos públicos y privados sus fondos, garantizados hasta el equivalente de unos US$ 4.600.

El Bicentenario se suma a la red de bancos de propiedad estatal, junto con el Banco Industrial y el Banco de Venezuela, que el gobierno compró este año al grupo español Santander.

Antes de la creación del Banco Bicentenario, el Estado era ya el principal banquero del país, con cerca del 22% de los depósitos. Ahora sube tres puntos, para un total cercano al 25%.

Eligio Cedeño en EE.UU.

Por otro lado, el presidente Hugo Chávez informó que había sido "capturado" en Estados Unidos el empresario Eligio Cedeño, ex presidente de los bancos Canarias y Bolívar.

Cedeño está siendo investigado por el supuesto desvío de dólares otorgados por el gobierno a tasa oficial para la importación de computadoras. Por este caso permaneció detenido sin sentencia por más de dos años, hasta que la semana pasada una jueza le otorgó la libertad condicional.

Acto seguido, Cedeño abandonó al país y la jueza fue destituida, arrestada y enviada a la cárcel de mujeres en la ciudad de Los Teques, en las cercanías de Caracas.

El caso ha generado preocupación en instituciones como la ONU. Tres expertos adscritos a ese organismo señalaron que la detención de la jueza creaba un clima de temor entre los administradores de justicia que amenazaba con "socavar el imperio de la ley".

Este lunes, el mandatario venezolano ratificó su posición sobre la actuación de la jueza. "Y viene y toma una decisión donde todo estaba preparado y sacan a ese señor por la parte de atrás, y se perdió, y ahora apareció en EE.UU.. ¿Está o no bien presa esa juez? Está bien presa, comadre", expresó.

El abogado de Cedeño, Víctor Cerda, negó que su defendido se encuentre detenido. Dijo que se encuentra a resguardo de las leyes estadounidenses y que en los próximos días dará declaraciones.

Según ha dicho en varias entrevistas, Cedeño se considera un preso político del gobierno de Hugo Chávez por haber desarrollado vínculos con sectores de oposición. Aunque éste ha negado haber hecho su fortuna gracias a contactos con ese mismo gobierno, algunos señalan que esto contribuyó originalmente a convertirlo en uno de los banqueros venezolanos más exitosos de comienzo de siglo.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.