Embargan cuentas de Argentina en EE.UU.

Ministro de Economía de Argentina, Amado Boudou
Image caption El gobierno argentino restó importancia al embargo de cuentas.

Un juez de Estados Unidos ordenó el embargo de cuentas del Banco Central de Argentina en ese país por valor de US$1,7 millones, según confirmó el ministro de Economía de Argentina, Amado Boudou.

El magistrado neoyorquino Thomas Griesa actuó por reclamo de grandes fondos de inversión. Según publicó la prensa en Buenos Aires, se trata de dos de los llamados "fondos buitres": tenedores de bonos extranjeros que habían quedado fuera del canje de deuda en 2005.

Lea: fondos buitres al acecho

"Según trascendió, los fondos venían pidiendo desde hace tiempo que se tomara la medida del embargo desde EE.UU., pero no habían prosperado en sus reclamos porque el Banco Central del país es una entidad autárquica y sus reservas no pueden ser tratadas como si fueran parte del Tesoro argentino", señaló la corresponsal de BBC Mundo en Buenos Aires, Valeria Perasso.

Así, los analistas señalan que la creación del Fondo del Bicentenario, dispuesto hace algunos días por un decreto de necesidad y urgencia (DNU) de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, abrió la puerta a esta posibilidad, ya que establecía la transferencia de reservas del Banco Central para el pago de vencimiento de deuda en 2010.

"Fue justamente este decreto el que desató la crisis entre el Poder Ejecutivo y el presidente de la entidad financiera, Martín Redrado. Para Redrado, la medida presidencial atentaba contra la autonomía del Banco, razón por la cual se negó a realizar la transferencia de inmediata, como solicitaba el gobierno", agregó Perasso.

Así, el embargo se basa en la figura jurídica del "alter ego", por la que los acreedores consideran que el BCRA no es un ente independiente sino un brazo del Tesoro, y el mismo gobierno argentino ha correspondido a esta apreciación en el pasado al usar reservas federales para pagarle al Fondo Monetario Internacional (FMI).

"No serán más de 15 millones"

Según informó Perasso, el ministro de Economía, Amado Boudou, dio una conferencia de prensa en Buenos Aires, en la que desestimó los impactos de la decisión de Griesa.

"Yo quiero minimizar el embargo preventivo, darle a toda la población la tranquilidad de que en este momento sólo permanecen embargados US$1,7 millones y en ningún caso serán más de 15 millones. Y en el día de la fecha, nuestro Banco Central, aun en las tristes y lamentables circunstancias que estamos viviendo, ha aumentado sus reservas para seguir con el proceso de fortalecimiento", declaró el funcionario.

"Boudou fue especialmente crítico en dos planos: primero, con la oposición argentina y sectores de la Justicia, a los que acusó de ejercer presión sobre la capacidad de acción de un gobierno ‘que quiere avanzar en darle independencia económica al país’, según destacó. Luego, no ahorró críticas para el magistrado estadounidense y alertó sobre los efectos negativos que pueden tener 'las políticas marcadas de afuera' sobre Argentina", comentó la corresponsal de BBC Mundo.

Para Boudou, las reservas y las deudas son responsabilidad de todos los argentinos.

Horas antes, la presidenta Fernández había hablado en el mismo sentido.

"La Argentina necesita imperiosamente salir del default", dijo, al defender el uso de las reservas del BCRA para el Fondo del Bicentenario.

Desde Nueva York, un analista de deuda de una empresa ajustadora de riesgos le dijo al corresponsal de BBC Mundo, Carlos Chirinos, que la medida es "poco importante" por el capital que involucra.

Según comentó el analista, que no quiso revelar su nombre, las promesas hechas por el gobierno argentino de que establecerá pronto un programa para pagar "pueden ser suficientes" para evitar iniciativas legales similares.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.