China: Google es "herramienta del gobierno de Estados Unidos"

Sede de Google en Pekín
Image caption China acusó a Google de querer imponer valores estadounidenses.

China acusó a Google de ser una herramienta del gobierno de Estados Unidos en un duro editorial de la agencia oficial china de noticias. Xinhua aseguró que el buscador de internet mantiene una estrecha relación con los servicios de inteligencia estadounidenses, a quienes -según la agencia- provee de registros con los resultados de búsquedas.

Xinhua también indicó que Google está tratando de infiltrarse en la cultura china al imponer valores estadounidenses.

El ataque llega cuando Google se apresta a anunciar el cumplimiento o no de su amenaza, realizada meses atrás, de retirar sus operaciones del país debido a la censura a internet que ejerce el gobierno.

Según el diario China Business News, Google tiene previsto comunicar este lunes el cierre de sus operaciones en mandarín (Google.cn), a partir del 10 de abril.

A pesar de que Google no es el buscador preferido en China -Baidu, que es local, tiene una mayor porción del mercado-, los analistas aseguran que el retiro de la companía afectará su posición a nivel mundial.

China es el país del mundo con más usuarios de internet.

"Exportar cultura"

Google había advertido en enero que la piratería y la censura podría obligarlo a retirarse de China. Con una decisión final que se espera de aquí a tres semanas, Pekín parece haber optado por una completa guerra verbal, explica Andre Vornic, periodista de la BBC.

"Lamentablemente, el reciente comportamiento de Google muestra que la compañía no sólo busca expandir su negocio en China, sino que juega un rol activo en exportar cultura, valores e ideas", indicó Xinhua.

"Es injusto que Google imponga sus propios valores y criterios acerca de la regulación de China de internet, que tiene su propia tradición, valores y cultura", agregó la agencia oficial.

La amenaza de retirarse por parte de Google le ganó los elogios de los internautas liberales y fue apoyada por el gobierno del presidente Barack Obama.

Los analistas, en cambio, no ven con buenos ojos alejarse del mercado más dinámico de internet en el mundo.

El conflicto

Google declaró en enero que dejaría el país debido a un ataque cibernético en su contra. Los ataques afectaron a unas 30 páginas de internet y, según la empresa, el objetivo era infiltrarse en cuentas de correo electrónico de Google pertenecientes a activistas de derechos humanos chinos.

En febrero, medios estadounidenses reportaron que el origen del ataque había sido rastreado y se trataba de un consultor con lazos con el gobierno chino, algo que fue negado por Pekín.

Las autoridades chinas filtran y eliminan de la red contenidos considerados incorrectos, como violaciones de derechos humanos, corrupción, pornografía o temas relacionados con la matanza de Tiananmen o el conflicto de Tíbet.

Pero el buscador más grande de internet había dicho que no estaba dispuesto a filtrar los resultados de sus búsquedas en China.

"Es irresponsable y poco amistoso que Google insista en hacer algo que va contra las leyes de China y sus regulaciones. Si lo hace tendrá que afrontar las consecuencias", advirtió en ese momento el ministro de Industria y Tecnología de la Información de China, Li Yizhong.

El ataque había desencadenado una crisis entre el gobierno chino y el estadounidense.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.