Argentina da por superada su deuda en mora

Ministro de Economía argentino, Amado Boudou
Image caption Bodou afirmó que el 100% de los acreedores mayoristas entraron en el canje.

El gobierno de Argentina anunció este miércoles que logró una adhesión del 66% a la oferta de canje de bonos soberanos por los US$18.300 millones que mantiene en mora desde el cese de pagos de 2001.

El ministro de Economía, Amado Boudou, informó que el país logró reestructurar US$12.067 millones de la deuda en default.

En 2005 Argentina había refinanciado tres cuartas partes de los cerca de US$102.000 millones que estaban en mora, el mayor cese de pagos en la historia.

Según Boudou, con esta nueva operación se logró llegar a un acuerdo con el 92,4% del total de los acreedores.

La nueva oferta argentina preveía una quita sobre el valor nominal de los bonos del 66,3%.

La presidenta del país, Cristina Fernández de Kirchner, destacó el alto nivel de aceptación que tuvo el canje y criticó los "pronósticos agoreros que querían que nos fuera mal".

"Nunca se había hecho ninguna renegociación de deuda en la Argentina como ésta", acotó, afirmando que de ahora en más "se elimina lo que constituía la más severa restricción de la economía argentina en las últimas décadas".

Fondos buitre

Al dar detalles de la operación, el ministro Bodou afirmó que el 100% de los acreedores mayoristas, compuestos por fondos de inversión y bancos, habían entrado en el canje.

También el 75% de los minoristas italianos –quienes conforman el mayor número de bonistas individuales- y el 36% de los minoristas de los demás países, participaron de la operación.

En cambio, ninguno de los llamados "fondos buitre" –como se conoce a los grupos que compraron bonos argentinos en mora, cuando estos valían muy poco- aceptaron la oferta.

"Estos acreedores están actuando de mala fe con el resto de los acreedores", acusó Boudou.

A pesar de que algunos de estos fondos lograron embargar cuentas del país en Estados Unidos, los analistas minimizaron el riesgo que representan para Argentina.

"Los fondos buitre representan un porcentaje muy menor de la deuda del país", dijo a BBC Mundo el economista Alan Cibils.

Por su parte, Osvaldo Cado, de la asesora financiera Prefinex, consideró que la alta adhesión que logró el canje podría disuadir a muchos a seguir la vía judicial.

Próximos pasos

Según los especialistas, el gobierno buscaba la salida del default para allanar el camino y poder emitir más títulos de deuda, en vista de que tiene una fuerte necesidad de financiamiento.

En ese sentido, Cado consideró que si bien con un 92,4% de adhesión no se puede considerar el cese de pagos como oficialmente "cerrado", sí es un porcentaje que le permite al país acceder nuevamente a los mercados de capitales.

"El principal riesgo que tenía Argentina era la posibilidad de que sus acreedores embargaran sus cuentas en el exterior. Con más del 90% de la deuda refinanciada, se estima que ese riesgo deja de existir", señaló.

Lea también: Argentina busca regresar a los mercados financieros

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.