Tamiles admiten que su máximo líder murió

Foto de Velupillai Prabhakaran divulgada por el ejército.
Image caption Los Tigres Tamiles reconocieron que su líder murió el 17 de mayo.

Los rebeldes Tigres Tamiles de Sri Lanka admitieron por primera vez, desde que los militares declararon su victoria el pasado lunes, que su líder, Velupillai Prabhakaran, está muerto.

A pesar de que negaron en un principio lo que el ejército ceilandés afirmaba, finalmente reconocieron que falleció en los combates el domingo 17 de mayo.

La derrota de los Tamiles pone fin a 26 años de lucha por lograr un estado propio.

En un enunciado, los Tamiles dijeron que su "líder incomparable" tuvo un "logrado martirio" y declararon una semana de duelo, que comenzará el 25 de mayo.

Además, los rebeldes hicieron un llamado a los Tamiles del mundo a "contenerse de realizar actos dañinos contra sí mismos o contra cualquier otro en esta hora de extremo dolor".

La declaración de los Tamiles señala que su líder murió "luchando contra la opresión militar del gobierno de Sri Lanka".

"Métodos no-violentos"

El encargado de las relaciones internacionales del grupo le indicó a la BBC que ahora usarán métodos no-violentos para combatir por los derechos de los Tamiles.

Image caption El gobierno de Sri Lanka dijo que murieron más de 6.200 efectivos en los últimos tres años.

"Ya hemos anunciado que hemos abandonado la violencia y acordado entrar en un proceso democrático para conseguir los derechos a la autodeterminación de nuestro pueblo", le dijo Selvarasa Pathmanathan a la BBC en entrevista telefónica.

La semana pasada, el ejército de Sri Lanka hizo públicas unas fotos que mostraban el cuerpo de Prabhakaran luego de su ofensiva final contra los rebeldes.

Se cree que la mayoría de los líderes Tamiles también murieron en los combates.

Funcionarios ceilandeses informaron que murieron más de 6.200 efectivos militares y que casi 30.000 resultaron heridos en los últimos tres años de la guerra.

Mientras que los estimados para las bajas tamiles varían de entre 15.000 a más de 22.000.

Situación de los civiles

Unos 275.000 civiles están desplazados a causa de los enfrentamientos armados, y el propio secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, llegó este viernes a Sri Lanka para corroborar la situación.

Image caption Las autoridades aún no permiten el ingreso de ayuda humanitaria a los campos de refugiados.

Sin embargo, el gobierno rechazó los pedidos de la organización para que permita el acceso a agencias de ayuda humanitaria a los campos de refugiados.

El presidente, Mahinda Rajapaksa, explicó que las autoridades deben identificar primero a cualquier rebelde que se encuentre en los campos.

Los Tigres Tamiles habían estado luchando por un estado autónomo para la minoría tamil -es el 20% de la población del país y practica la religión hindú a diferencia de la mayoría cingalesa budista- en el norte y el este de Sri Lanka desde la década de los '70.

Al no serles concedida una solución federal y autónoma, se desencadenó en 1984 un movimiento armado que llegó a apoderarse de una tercera parte del país con su propia fuerza aérea, naval y terrestre.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.