Nuevo timón en la OTAN

Anders Fogh Rasmussen
Image caption Rasmussen fue nombrado luego de un día de duros esfuerzos diplomáticos.

El ex primer ministro danés Anders Fogh Rasmussen es el nuevo secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Amigo personal del ex presidente de EE.UU. George W. Bush y uno de los líderes extranjeros que más apoyaron la intervención estadounidense en Irak, Rasmussen tomó este sábado el timón de la Alianza Atlántica.

De 56 años, asumió su cargo pese a las objeciones iniciales que había presentado Turquía en torno al enojo que causó en países musulmanes la publicación en 2005 de caricaturas del profeta Mahoma en un periódico danés.

Dos de sus desafíos clave son la guerra en Afganistán y las relaciones con Rusia, indicó Thomas Buch-Andersen, corresponsal de la BBC en Copenhague.

Es el primer ex premier que toma el mando de la alianza, y es considerado como un veterano en política internacional, con una reputación de planificador meticuloso y de gran comunicador.

Guerra sin apoyo

Rasmussen deberá persuadir a los países europeos miembros de la Alianza Atlántica a suministrar tropas y recursos para enfrentar al Talibán, en un momento en que las encuestas muestran que está cayendo el apoyo del público a la guerra en Afganistán.

Ese conflicto es el tema que va a proyectar su sombra sobre todo lo que haga Rasmussen, al menos al principio.

Rusia es otro desafío. Las relaciones entre la OTAN y Moscú son frágiles, y mientras la Alianza ha intentado presentarse a sí misma como un socio de Rusia, al mismo tiempo quiere tranquilizar a los nuevos miembros como Polonia y los Estados Bálticos, indicando que puede haber dureza con Moscú si sus intereses son amenazados.

El diálogo con Rusia es clave en muchos ámbitos: desarme, ampliación de la OTAN, defensa antimisiles, Irán, entre otros.

Rasmussen comienza su gestión en un contexto de recesión global, cuando hay mucha presion sobre los gastos de defensa en particular.

Sustituye al holandés Jaap de Hoop Schefler. Dinamarca ya retiró su contingente militar de Irak, pero todavía tiene 700 efectivos en Afganistán.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.