Más de 35 muertos por atentados en Irak

La policía iraquí informó que más de 35 personas murieron en atentados en diversos puntos del país que tuvieron como blanco musulmanes chiitas.

Image caption En Irak, una bomba explotó al paso de una peregrinación chiita que volvía de visitar un lugar sagrado.

Uno de los atentados fue perpetrado en el norte de la ciudad de Mosul, donde explotó un coche bomba que se cobró la vida de 30 personas y provocó heridas a otras 60.

Según fuentes policiales, la detonación se produjo en inmediaciones de una mezquita donde se realizaba un funeral.

Además del templo, la explosión afectó a varias viviendas vecinas que fueron reducidas a escombros.

Ubicado a 370 kilómetros de la capital iraquí, Mosul es uno de los lugares más convulsionados del país donde se cree que la insurgencia es todavía poderosa.

En esa ciudad viven 1,6 millones de personas, con una mayoría sunita y una minoría dividida entre kurdos y turcomanos.

Muertes en las calles

En Bagdad, en tanto, seis personas murieron y otras 30 resultaron heridas cuando explotó un coche bomba al paso de una peregrinación que regresaba a la ciudad.

Este viernes, antes del amanecer, cientos de miles de chiitas conmemoraron el aniversario del nacimiento del duodécimo imán, Mohammed al-Mehdi, el último imán chiita.

La corresponsal de la BBC en Bagdad Natalia Antelava informó que el gobierno iraquí dijo que la insurgencia sunita vinculada a al-Qaeda está detrás de los atentados y que su intención es volver a provocar tensiones sectarias en el país.

Pero los chiitas no son las únicas víctimas. Dos días atrás, una bomba mató a tres personas e hirió a otras tantas en uno de los principales barrios sunitas de la capital iraquí, recordó Antelava.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.