Karadzic "comparecerá" ante tribunal

Radovan Karadzic
Image caption Karadzic dice necesitar más tiempo para preparar su defensa.

El ex líder serbo-bosnio Radovan Karadzic se presentará el martes ante el Tribunal Penal Internacional para la Antigua Yugoslavia (TPIY) tras boicotear el juicio la semana pasada, dice su equipo legal.

Acusado de genocidio y crímenes de guerra cometidos durante el conflicto en Bosnia entre 1992 y 1995, Karadzic decidió no comparecer ante la corte de La Haya debido a que, según él, necesita más tiempo para preparar su defensa.

Karadzic, que niega las acusaciones, había manifestado que se mantendrá ausente del proceso a menos que se le concedan diez meses más para trabajar en el caso.

El juez O-Gon Kwon decidió seguir adelante con el juicio cuando el imputado no compareció por segundo día consecutivo advirtiendo que "tendrá que aceptar las consecuencias".

El corresponsal de la BBC Peter Biles informa que uno de los asesores legales de Karadzic señala que el acusado se presentará ahora para intentar resolver la disyuntiva.

El proceso no se detiene

Image caption El juez O-Gon Kwon ordenó continuar con el proceso a pesar de la ausencia de Karadzic.

Una de las posibilidades, según los fiscales, es que se designe a un abogado de oficio para representar a Karadzic ante el tribunal.

Sin embargo, sus asesores afirman que la medida no tendría mucho objeto, pues el designado necesitaría la misma cantidad de tiempo para preparar el caso.

Entretanto, los fiscales continuarán este lunes presentando el caso contra Karadzic.

En los primeros alegatos, el fiscal Alan Tieger sostuvo que el procesado ostentaba el "mando supremo" en los Balcanes, el cual ejercía de "manera autoritaria".

De acuerdo con los corresponsales, el TPIY quiere que el juicio a Karadzic finalice antes de 2012.

Karadzic fue detenido en Belgrado a fines de junio de 2008, después de estar fugitivo durante 13 años.

Entre los once cargos en su contra figuran crímenes de lesa humanidad relacionados con la masacre de más de 7.000 musulmanes bosnios en 1995 en Srebrenica.

También se le acusa del homicidio de civiles en 19 municipios bosnios y de la toma de 200 miembros de los Cascos Azules y observadores de Naciones Unidas como rehenes, en mayo y junio de 1995.

La pena máxima que podría imponérsele es la de cadena perpetua.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.