Última actualización: sábado, 5 de diciembre de 2009 - 12:49 GMT

Incendio en Rusia: al menos 109 muertos

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

Un incendio provocado por el uso de fuegos artificiales en una discoteca de la ciudad rusa de Perm ha dejado más de un centenar de muertos. Según los servicios de emergencia, otras 130 personas resultaron heridas.

Los medios locales indicaron que la tragedia se produjo en la madrugada del sábado cuando se celebraba una fiesta privada, en la que participaban al menos 200 personas. Según los primeros trascendidos, un juglar habría utilizado artificios que encendieron el cielorraso.

clic La tragedia en imágenes

La policía monta guardia a las afueras de la discoteca del incendio

Las autoridades descartaron que se haya tratado de un atentado terrorista pero iniciaron una investigación.

Según una vocera de las autoridades, la mayoría de los 109 fallecidos murieron a raíz de la inhalación de humos tóxicos, y buena parte de los heridos se ecuentra en condición crítica. De estos, cerca de 20 han sido trasladados a Moscú.

Un portavoz de la Fiscalía General aseguró el incidente no fue un atentado terrorista y explicó que en el club -que celebraba su octavo aniversario- no se observaron las regulaciones del uso de fuegos artificiales.

Una comisión investigadora se ha trasladado ya a Perm, mientras que desde el Kremlin, el presidente Dmitry Medvedev ha pedido la pena máxima para los responsables de la tragedia, acusándolos de "negligencia criminal". El mandatario ha declarado tres días de luto nacional, a comenzar el próximo lunes.

El caso recuerda episodios similares ocurridos en discotecas de América Latina en los últimos años, entre ellos el incendio de la discoteca Factory, el año pasado en Quito, o el de Cromagnón en Buenos Aires, a finales de 2004.

clic Lea también: Los peores incendios en discotecas

Historial negro

El siniestro comenzó hacia la hora 23:15 local (20:15 GMT) en El Caballo Cojo, un bar-discoteca ubicado en el centro de Perm, situada a 1.400 kilómetros al este de Moscú, cerca de los Urales.

Familiares lloran a sus seres queridos en Perm

La tragedia sucedió en Perm, una ciudad de más de 1 millón de habitantes, ubicada al este de Moscú.

Imágenes de video que reprodujeron algunas agencias de noticias muestran cómo los invitados se dan cuenta de pronto de que se ha desatado un incendio en el escenario, y corren hacia la salida.

El corresponsal de la BBC en Moscú, Tom Esslemont, explica que muchos fallecieron en la avalancha humana que se produjo cerca de las puertas.

La televisión estatal rusa Vesti-24 mostró imágenes de cuerpos apilados en la calle, fuera de la discoteca, bajo una ligera nevada.

Varios episodios similares han tenido lugar en los últimos años en Rusia, un país con un historial negro en materia de seguridad contra incendios,m dice Esslemont.

Según la agencia rusa Interfax, el dueño de Lame Horse ha sido detenido por las autoridades.

Un vocero del primer ministro, Vladimir Putin, indicó que se ha creado una comisión que investigará el incidente.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.