Guantánamo: Obama no quiere liberar reos en EE.UU.

Centro Correccional Thomson
Image caption El Centro Correccional Thomson puede albergar 1.600 reclusos, pero está subutilizado.

El gobierno de Estados Unidos ordenó este martes comprar una cárcel en el estado de Illinois para albergar a varios sospechosos de terrorismo detenidos en la base militar de Guantánamo, Cuba, al tiempo que el presidente Barack Obama dijo no querer liberar a los reclusos en suelo estadounidense.

La medida se interpreta como un paso más de Obama hacia el cumplimiento de su promesa para cerrar la polémica prisión.

El mandatario no tiene "ninguna intención" de liberar a los detenidos de Guantánamo en territorio estadounidense, de acuerdo a una carta firmada por la secretaria de Estado, Hillary Clinton, y el secretario de Defensa, Robert Gates.

Aunque Obama reconoció el mes pasado que no sería posible clausurar el centro de detención para enero 2010 -el plazo que él había fijado- la cárcel en Illinois estaría lista para recibir los nuevos inquilinos en unos seis meses, según los cálculos del gobierno.

El Centro Correccional Thomson, que queda en una zona rural de Illinois a unos 250 kilómetros al noroeste de Chicago, fue construido en 2001 a un costo de US$130 millones para albergar 1.600 presos, pero apenas cuenta con 200 detenidos de bajo riesgo.

El centro tendría que ser adecuado a un nivel de máxima seguridad para recibir los reclusos de Guantánamo.

Temores y esperanzas

Según el corresponsal de la BBC en Washington, Carlos Chirinos, el traslado representa esperanzas económicas para unos y genera verdadero pavor en otros.

Por una parte, dice nuestro corresponsal, son malos tiempos para los pequeños pueblos con grandes instalaciones carcelarias, no sólo por el mal ambiente económico que afecta todo el país, sino porque hay un exceso en la capacidad de reclusión en EE.UU.

Según funcionarios estatales, el traslado de reclusos de Guantánamo al Centro Thomson podría crear hasta 3.000 empleos.

Sin embargo, congresistas republicanos de Illinois objetan a la transferencia de detenidos por temor a que el estado se convierta en potencial objetivo del terrorismo.

Los reclusos irán a Illinois para cumplir detención indefinida o para enfrentar un juicio. Antes de llevar a cabo cualquier traslado, el Congreso deberá votar la aprobación para recluir estos sospechosos de terrorismo en suelo estadounidense.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.