Irán lanza misil avanzado

Lanzamiento de misil iraní Seijil-2
Image caption Se cree que los misiles Seijil-2 tienen suficiente alcance como para hacer impacto en Israel.

Irán anunció que llevó a cabo con éxito el lanzamiento de prueba de uno de sus misiles más avanzados, con un rango de alcance que le podría permitir llegar hasta Israel.

El anuncio tuvo lugar horas después de que la Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobara un proyecto de ley que otorga nuevos poderes al presidente para imponer sanciones a Irán.

Se cree que los misiles Seijil-2 tienen suficiente alcance –al menos 2.000 kilómetros-como para hacer impacto en Israel y en casi todo el resto del Medio Oriente.

La televisión estatal iraní dijo que el cohete es una versión avanzada de otro que ya se había probado.

"Éste es un asunto de gran preocupación para la comunidad internacional y justifica que avancemos en la imposición de sanciones", dijo el primer ministro del Reino Unido, Gordon Brown.

El gobierno iraní ha asegurado, en repetidas ocasiones, que su programa nuclear sólo tiene fines pacíficos.

Nuevas sanciones

La Cámara de Representantes de EE.UU. aprobó el lunes, por una gran mayoría, nuevas sanciones con el objetivo de detener el programa nuclear iraní.

La medida autoriza al presidente Barack Obama a prohibir hacer negocios en EE.UU. a las empresas extranjeras que suministren petróleo refinado a Irán.

El proyecto, que fue aprobado por 412 votos a favor y 12 en contra, sólo se puede convertir en ley si lo ratifica el Senado.

La medida amplía una ley existente en EE.UU. que castiga a cualquier empresa que invierta más de US$20 millones al año en el sector energético iraní.

Irán tiene una de las reservas de petróleo más grandes del mundo pero no cuenta con suficientes instalaciones de refinado e importa el 40% del combustible que necesita.

La mayor parte de esas importaciones la obtiene de empresas europeas como Vitol, Trafigura, Total y British Petroleum.

De conformidad a las nuevas sanciones propuestas, también se les podría prohibir a las compañías recibir asistencia financiera de instituciones estadounidenses.

"Advertencia"

Un corresponsal de la BBC en Washington, Richard Lister, comentó que la medida es una advertencia a Irán de que el congreso estadounidense está dispuesto a imponer sanciones más severas, al menos que los líderes iraníes demuestren que no buscan desarrollar armamentos nucleares.

"Debemos usar todas las herramientas que tenemos a nuestra disposición, desde la diplomacia hasta las sanciones, para evitar que Irán avance hacia la capacidad nuclear", dijo la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, demócrata de California.

Los críticos del proyecto de ley señalan que la medida podría fracasar y hacer que los ciudadanos iraníes culpen a EE.UU. por cualquier falta de suministros.

"Esto unificará al pueblo iraní contra nosotros", dijo el representante republicano Ron Paul, quien se opuso al proyecto de ley.

La ONU también le ha impuesto sanciones a Irán en relación con su programa nuclear.

Sin embargo, las autoridades de Teherán han advertido que éstas u otras medidas similares no surtirán el efecto deseado.

Contenido relacionado