Última actualización: lunes, 21 de diciembre de 2009 - 10:01 GMT

Cartel de Auschwitz "robado por dinero"

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

La policía polaca dijo que cinco hombres detenidos por el robo del cartel de metal que colgaba a la entrada del campo de concentración de Auschwitz no son miembros de un grupo neonazi y actuaron por motivos económicos.

El jefe de la policía de Cracovia, Andrzej Rokita, informó que todavía no se ha aclarado si el robo fue hecho por encargo.

Esta madrugada las autoridades recuperaron, en el norte de Polonia, el cartel de metal que colgaba a la entrada del campo, robado el pasado viernes.

Según las autoridades, el letrero con la inscripción "Arbeit Macht Frei" ("El trabajo nos hace libres"), símbolo para muchos de las atrocidades de la Alemania Nazi, apareció cortado en tres pedazos.

Los cinco hombres detenidos tienen entre 25 y 39 años de edad.

El gobierno había ordenado instalar controles de seguridad en los aeropuertos y puestos fronterizos para evitar que la señal, de 5 metros de largo, saliera del país. También se llevaron a cabo rastreos con detectores de metales alrededor del campo, situado en el sur polaco.

La entrada al campo muestra ahora una réplica del cartel, a la espera de que el original pueda ser restaurado.

Al menos dos ladrones

Letrero en la entrada de Auschwitz.

Una réplica cuelga ahora en la entrada del campo de concentración.

Las fuerzas de seguridad sospechan que se habrían necesitado al menos dos personas para poder retirar la señal de la entrada al centro de Auschwitz, ya que pesa 40 kg.

Además, aunque la inscripción en hierro forjado no era difícil de desenganchar desde lo alto de los portones, se requería cierto conocimiento técnico para llevar a cabo el cometido.

Los autores del robo habrían cortado las cuatro barras de metal que bloqueaban el acceso al campo, pero dejaron huellas en la nieve que conducían a una carretera cercana, según la policía.

Esto hizo sospechar a los investigadores que los ladrones habrían podido cargar el letrero en un vehículo.

Indignación

El robo causó indignación en Israel y en la sociedad polaca, ya que este campo nazi presenció la muerte de más de un millón de personas -el 90% judíos- durante la Segunda Guerra Mundial.

Un trabajador del museo de Auschwitz, Jarek Mensfelt, le dijo a la BBC que el robo constituía una profanación al lugar donde murieron cientos de miles de judíos, gitanos y otros pueblos perseguidos por los nazis.

Por su parte, el ministro de Desarrollo Regional de Israel, Sylvan Shalom, aseguró que el robo fue un "acto abominable que remite a la profanación" y que resulta "un nuevo testimonio del odio y la violencia contra los judíos".

La sustracción del cartel ocurrió sólo días después de que el gobierno alemán prometiera US$86 millones para un fondo destinado a preservar el campo.

Más de un millón de personas visitan el museo de Auschwitz cada año.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.