Un año de Obama: las claves

Obama

Desde que Barack Obama asumió la presidencia de Estados Unidos, el equipo de la BBC en Washington ha estado informando sobre cada aspecto de su gestión. Para el aniversario de su llegada a la Casa Blanca, presenta este resumen de los temas clave.

Michelle Fleury: Economía Kevin Connolly: Reforma de salud Adam Brookes: Guantánamo Paul Adams: Clima Kim Ghattas: Afganistán Vanessa Buschschluter: Encuestas

MICHELLE FLEURY: ECONOMÍA

El mes anterior a que Barack Obama asumiera la presidencia, la economía estadounidense perdió más de medio millón de empleos, se hipotecaron 300.000 casas y la supervivencia del sistema bancario de EE.UU. estaba en duda.

Un año después, hay que decir que el panorama es más optimista. Durante el año de gestión de Obama, los mercados financieros se recuperaron con fuerza y los principales bancos, al menos, han vuelto a cierta normalidad.

Pero para muchos millones de estadounidenses, la presidencia de Obama hasta ahora ha ido de mal en peor. La pérdida de empleos se ha desacelerado desde el terrorífico invierno boreal de 2008-09, pero no ha disminuido, y la tasa de desempleo es del 10%.

El paquete de estímulo del año pasado efectivamente creó algunos empleos. Pero cuántos y por cuánto tiempo, aún es materia de intenso debate.

En términos políticos, la economía es un problema real para el presidente Obama. Enfrenta la tarea de convencer a los votantes de que, por más que las cosas estén mal, sin él estarían aún peor. Esa siempre es una tarea difícil.

Volver arriba ^^

KEVIN CONNOLLY: REFORMA DE SALUD

Desde el punto de vista político, Barack Obama tenía todas las cartas necesarias para lograr que la reforma de salud fuera una realidad: un fuerte tratamiento del tema durante su campaña y una mayoría demócrata en la Cámara de Representantes y el Senado.

Sin embargo, las cosas no se dieron tan fácilmente. Algunos plazos establecidos por él mismo no se cumplieron, y Obama nunca pudo elaborar un anteproyecto claro para lograr el cambio.

Ese vacío dejó a la Cámara de Representantes y al Senado la tarea de redactar sus propias versiones del proyecto, lo que ha provocado complicadas idas y vueltas para que ambas cámaras se pongan de acuerdo.

No habrá un plan diseñado por el gobierno. Eso es una decepción para la izquierda. Pero se solucionarán dos problemas: unos 30 millones de estadounidenses que no tienen seguro médico lo tendrán, y las empresas de seguros no podrán negarse a asistir a personas enfermas, tal como actualmente lo hacen.

Las negociaciones fueron deslucidas, pero Obama está a punto de concretar un gran logro: terminar con la pesadilla de la inseguridad de millones de estadounidenses. Aún existe el riesgo de que los votantes castiguen a los demócratas en las elecciones de noviembre, en respuesta al aumento de los impuestos que deberán pagar por el cambio.

Volver arriba ^^

ADAM BROOKES: GUANTÁNAMO

Una de las primeras medidas de Obama fue ordenar el cierre de la prisión de Guantánamo y las cárceles secretas de la CIA, y acabar con la tortura.

Image caption Guantánamo sigue funcionando.

Un año después, la prisión sigue en funcionamiento y unos 200 detenidos permanecen entre sus muros. El plazo de un año para concretar el cierre no se cumplirá. El gobierno dice que planea liberar a algunos detenidos y procesar a otros. No queda nada claro si otros tantos seguirán encerrados y sin ser procesados.

Otros cientos permanecen sin juicio en la prisión de Bagram, en Afganistán. Bagram no es Guantánamo: se supone que está ubicada en el campo de batalla y que, por lo tanto, allí se aplican otras reglas. Pero, de todas maneras, es un tema que perseguirá a Obama durante su presidencia.

Respecto a las llamadas "técnicas de interrogatorio mejoradas" –que algunos prefieren llamar tortura-, durante este año de presidencia han surgido algunas acusaciones ocasionales. De todas maneras, la línea trazada por Obama se ha mantenido.

Hay un aspecto que sigue preocupando a los grupos de derechos humanos: el presidente dejó claro que no quiere que se procese a los militares y funcionarios de inteligencia que utilizaron esas técnicas de interrogatorio en los últimos años.

Pero en líneas generales, Obama ha logrado cambiar el lenguaje y el tono de la política de seguridad nacional. El Premio Nobel que recibió –siendo ni más ni menos que un presidente en tiempos de guerra- es prueba de ello.

Volver arriba ^^

PAUL ADAMS: CLIMA

La visión de Obama sobre el cambo climático marca un cambo radical respecto a la era Bush. El presidente asistió personalmente a la cumbre de cambio climático de la ONU en Copenhague, en diciembre pasado, y dijo que quería ser líder activo en la materia.

La cumbre no logró un acuerdo amplio, pero Obama y el primer ministro chino, Wen Jibao, llegaron a un acuerdo político que une a los dos principales emisores de carbono por primera vez.

Obama reconoció que "no era suficiente", y parece claro que su intención es hacer todo lo que pueda para llegar a un acuerdo más idoneo.

Enfrenta una pelea interna. La Cámara de Representantes aprobó un proyecto este verano que se proponía reducir 17% las emisiones de carbono hacia 2020, respecto los niveles de 2002.

Pero el Senado aún debe debatir el asunto. Con la reforma de salud –la principal prioridad interna de Obama - aún pendiente de aprobación, algunos senadores demócratas le insisten que no avive un tema tan controvertido al inicio de un año de elecciones legislativas.

El presidente deberá adoptar otra estrategia: usar la Agencia de Protección Ambiental para empezar a limitar las emisiones. Con la ley aprobada por el Congreso, o sin ella.

Volver arriba ^^

KIM GHATTAS: AFGANISTÁN

El nombre de Obama se asocia a la guerra en Afganistán, y de aquí a tres años la situación en esa zona jugará un rol importante a la hora de evaluar el éxito de su presidencia.

Para la consternación de los grupos pacifistas, Obama enviará 30.000 soldados más a Afganistán. Pero el Premio Nobel de la Paz lo hizo con ciertos titubeos, lo que le valió críticas de los republicanos.

Las políticas de Obama en Afganistán y Pakistán son un ejemplo de su actitud en cuanto a política exterior: una mirada abarcadora y regional de todas las aristas del problema, opuesta a la de Bush.

Obama estableció una estrategia para los civiles, clave para fortalecer el Estado afgano y disminuir la influencia de los grupos radicales.

También convenció a la OTAN de enviar más soldados a la zona.

Al mismo tiempo, este gobierno trabaja intensamente para convencer a Pakistán de que tome medidas drásticas contra al-Qaeda y el Talibán. Pero Islamabad sólo se tomaría en serio esa tarea si se registran progresos en el frente en Cachemira, y ese no es un tema que Washington parezca dispuesto o capaz de manejar.

Volver arriba ^^

VANESSA BUSCHSCHLUTER: ENCUESTAS

Barack Obama tuvo que pasar de la poesía de hacer campaña a la prosa de gobernar, y las encuestas muestran una caída dramática de su popularidad en el último año.

El 16 de enero de 2010, sólo 50% de los estadounidenses dijeron estar de acuerdo con su desempeño, 18% menos que el día de la toma de poder, de acuerdo con una encuesta de Gallup.

Semejante caída de la popularidad es inusual, pero una aprobación del 50% después de doce meses no es algo raro. Los índices de Ronald Reagan a esta altura de su gestión eran igualmente bajos, en una época de crisis económica, y en la medida en que la economía repuntó otro tanto ocurrió con las encuestas de popularidad.

Ante las elecciones legislativas de noviembre próximo, Obama no puede darse el lujo de decir, como lo hiciera alguna vez George W. Bush: "Francamente las encuestas me importan un comino".

Por ahora, el presidente puede consolarse con una encuesta de The Washington Post y ABC News que indica que la confianza en su liderazgo supera ampliamente a la que tienen los republicanos en el Congreso.

Volver arriba ^^