Última actualización: lunes, 26 de abril de 2010 - 14:05 GMT

Robots submarinos para controlar derrame petrolero

Para reproducir este material debe tener activado Java Script, así como tener instalada la última versión de Flash Player.

Reproduzca el contenido en Real Player o Windows Media

Robots submarinos están siendo utilizados en un esfuerzo desesperado por limpiar un derrame de petróleo en el Golfo de México que podría provocar un gran daño ambiental. Pero las tareas de limpieza debieron ser suspendidas por el mal tiempo.

Se teme un desastre ecológico debido a los miles de barriles de petróleo diarios que se están derramando a 80km de la costa del estado de Luisiana, Estados Unidos, tras el hundimiento de una plataforma de perforación.

Expertos aseguran que la fuga tiene el potencial de dañar playas, islas y humedales de la costa. Pero, hasta ahora, las condiciones meteorológicas mantienen el petróleo lejos de la costa.

Se espera que las olas rompan el crudo pesado, lo que permite que se endurezca y se dirija hacia el fondo del océano.

La plataforma de perforación Deepwater Horizon, alquilada por la empresa petrolera British Petroleum (BP), se hundió el jueves tras una explosión el martes. Aún se desconocen las posibles causas de la explosión.

BP está utilizando vehículos sumergibles, equipados con cámaras y brazos dirigidos a control remoto, para intentar activar una serie de tuberías y válvulas que podrían detener la fuga.

Derrame de petróleo

Imagen del Servicio de Guardacostas estadounidense ilustra el derrame del pozo submarino.

Sin embargo, se trata de una tarea "muy compleja" que "podría no tener éxito", dijo el director de operaciones de exploración de BP y unidad de producción, Doug Suttles.

La compañía también desplegó más de 30 embarcaciones especializadas y aeronaves en un intento de controlar el derrame en el pozo ubicado a unos 1.525 metros bajo el mar.

clic Lea también: Desastre petrolero en EE.UU., prioridad para Obama

Once desaparecidos

Once trabajadores que se encontraban en la plataforma antes de la explosión siguen desaparecidos y se teme que podrían haber muerto durante el accidente. La búsqueda de supervivientes fue dada por finalizada.

El periodista de la BBC, Richard Lister, señaló que los primeros informes "indicaban que el derrame petrolero había sido mínimo, pero ahora se estima que casi 160.000 litros de crudo se están vertiendo en el golfo diariamente del oleoducto averiado hacia el fondo del mar".

El mal tiempo ha mantenido la mancha de petróleo alejada de la costa y se espera que el oleaje diluya el crudo pesado y permita que se hunda en el Golfo de México.

El derrame se extiende hasta el momento en un área de 30 kilómetros cuadrados, 25 veces más grande de lo que se pensaba, dijo Mary Landry, almirante del Servicio de Guardacostas.

Extensión del derrame petrolero

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.