Benedicto XVI acepta renuncia de obispo alemán

Walter Mixa
Image caption El Vaticano no citó ninguna razón para aceptar la renuncia de Mixa.

El papa Benedicto XVI aceptó la renuncia del obispo alemán Walter Mixa investigado por abusar físicamente de niños.

En un breve comunicado difundido este sábado, el Vaticano no citó ninguna razón para aceptar la renuncia del obispo Mixa.

El obispo de Augsburgo, en Bavaria, había ofrecido dar un paso al costado el mes pasado luego de ser acusado de haber golpeado a menores entre 1970 y 1980. Los niños eran alumnos de un orfanato al sureste de Alemania.

El obispo, conocido por sus posturas conservadoras, se había defendido negando haber usado ningún tipo de violencia contra los jóvenes.

Más tarde, reconoció haber dado "alguna que otra torta", pero insistió en que no había usado "violencia" y que las bofetadas eran algo normal en la enseñanza en la época.

Según informó el corresponsal de la BBC en Roma David Willey, aunque el comunicado del Vaticano no daba detalles acerca de por qué el obispo presentó la renuncia, la misiva hacía referencia a una sección de la ley canónica sobre los casos donde "existen razones graves para creer que un obispo se ha vuelto una persona no apta para dar cumplimiento a sus funciones".

"Pido perdón"

En una carta divulgada el mes pasado, Mixa escribió: "Me duele en el corazón y siento haber causado dolor y pena a tanta gente. Pido perdón".

Los antiguos alumnos del hogar infantil de Sankt Josef, en Schrobenhausen, insisten en acusarlo.

Desde entonces, surgieron nuevas acusaciones de que habría cometido abusos sexuales. Sin embargo, el obispo negó estas acusaciones. Una investigación está en curso.

La Iglesia Católica ha estado bajo una fuerte presión por acusaciones de abuso sexual a menores que emergieron en varios países en los últimos meses.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.