Lula en negociación clave por programa nuclear de Irán

El presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, se reunió este domingo con su par de Irán, Mahmoud Ahmadinejad, para discutir acerca del controvertido programa nuclear iraní.

Image caption El presidente de Brasil se reunión con su par de Irán para discutir sobre el programa nuclear iraní.

En el marco de su visita a Teherán, Lula también mantuvo un encuentro con el líder supremo de Irán, Ayatolá Alí Jamenei.

Tras las reuniones, ninguna de las autoridades iraníes comentaron la propuesta de negociación.

Las potencias occidentales aseguran que es la última oportunidad de Teherán para evitar nuevas sanciones de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

Funcionarios brasileños creen poder persuadir a Irán de que enriquezcan su uranio en el exterior, pero Estados Unidos y Rusia dicen que es poco probable que la misión tenga éxito.

Participe: ¿Logrará Brasil convencer a Irán en su política nuclear?

Autoridades estadounidenses advirtieron de que están cerca de alcanzar un acuerdo en el Consejo de Seguridad de ONU con un nuevo paquete de sanciones contra Irán.

EE.UU. y otras potencias occidentales acusan a Teherán de querer construir un arma atómica. Pero Irán insiste en que su programa nuclear tiene fines pacíficos.

Optimismo brasileño

Lula llegó a Teherán procedente de Moscú, donde se reunió con el presidente de Rusia, Dimitri Medvedev.

Allí aseguró que era "optimista" ante la posibilidad de persuadir a Ahmadinejad.

Lea también: ¿Qué logrará Brasil en Irán?

"Ahora debo usar todo lo que he aprendido a lo largo de mi larga carrera política para convencer a mi amigo Ahmadinejad para que alcance un acuerdo con la comunidad internacional", indicó Lula.

Este domingo, la televisión estatal iraní informó que ambos mandatarios "comenzaron la primera ronda de negociaciones sobre el tema nuclear de Irán".

La iniciativa de mediación brasileña, anunciada a principios de mes, busca retomar los principios pactados en octubre pasado, que consistían en que alguna potencia extranjera, inicialmente Francia y Rusia, se encargara de enriquecer el uranio que posteriormente Irán emplearía en sus reactores.

De esta manera, se evitaría que el material esté disponible para construir una bomba atómica.

Señales contradictorias

Image caption Irán busca evitar una nueva ronda de sanciones de ONU por su programa nuclear.

El corresponsal de la BBC para Irán, Jon Leyne, asegura que Irán ha dado señales contradictorias sobre este acuerdo: ha sugerido que todavía está abierto a la idea, pero luego ha querido imponer condiciones que Occidente ve como inaceptables.

Leyne explica que Ahmadinejad tiene la esperanza de persuadir a Brasil para que use su asiento no permanente en el Consejo de Seguridad para votar en contra de nuevas sanciones.

Irán ha estado realizando un gran esfuerzo diplomático para evitar nuevas sanciones. El ministro de Relaciones Exteriores ha visitado los 15 países miembros del Consejo de Seguridad.

Sin embargo, Leyne dice que Ahmadinejad se encuentra en una posición débil tras la disputa por su reelección el año pasado, y que, incluso si quisiera, no está claro que pueda ofrecer un acuerdo.

Lea también: Irán, tema del viaje de Lula por Rusia

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.