Última actualización: viernes, 25 de junio de 2010 - 13:32 GMT

En medio de tensión, las dos Coreas recuerdan la guerra

Veteranos de la guerra surcoreanos

Miles de veteranos de la guerra de Corea acudieron a la conmemoración desde todo el mundo.

Corea del Norte y del Sur conmemoraron este viernes el 60 aniversario de una guerra que dejó cuatro millones de muertos y cuyas secuelas parecen hoy más vigentes que nunca.

Según el corresponsal de la BBC en Seúl, John Sudworth, las recientes tensiones entre las dos naciones por el hundimiento de un buque surcoreano atribuido a los norcoreanos -acusación que Pyongyang niega- muestran que, en este momento, hay muy pocos motivos para celebraciones.

clic Lea: Claves del conflicto entre las dos Coreas

La visión del estallido de la guerra es, como la posición ideológica de los dos vecinos, completamente diferente en ambos lados de la península coreana.

"Hace 60 años, los comunistas abrieron fuego en todos los frentes mientras nuestros ciudadanos dormían pacíficamente", dijo el presidente de Corea del Sur, Lee Myung-bak.

Este país conmemoró la fecha rindiendo tributo y entregando placas de agradecimiento a los veteranos de los 16 países de Naciones Unidas que enviaron tropas para apoyarlo.

En Corea del Norte, los periódicos abrieron con el titular "Estados Unidos, provocador de la guerra de Corea".

La agencia oficial norcorena acusó directamente al "imperialismo" de Washington de iniciar el prolongado enfrentamiento entre los países vecinos.

Niega dos veces

Tropas y tanques del norte invadieron el sur el 25 de junio de 1950. La guerra duró tres años.

Estados Unidos y Naciones Unidas se aliaron en favor del sur, mientras que la ex Unión Soviética y China respaldaron al norte.

El buque surcoreano Cheonan

El hundimiento del Cheonan intensificó la tensión en la península coreana.

Sin embargo, Corea del Norte todavía disputa la visión ampliamente aceptada de que fue el primero en atacar.

Igualmente ha negado rotundamente haber torpedeado el buque surcoreano Cheonan, en lo que ha sido el más reciente episodio en la historia del conflicto.

Elllo a pesar de que una investigación internacional independiente encontró pruebas determinantes que inculpan al gobierno de Pyongyang.

En la ceremonia de este viernes, el Chenoan volvió a salir a flote con las declaraciones de Lee pidiendo a Corea del Norte "finalizar con su incansable provocación militar y admitir clara y honestamente sus equivocaciones" en el incidente.

Eterno antagonismo

El presidente surcoreano afirmó que su objetivo no es "una confrontación militar, sino una reunificación pacífica", a la vez que reclamó al norte una "actitud responsable" y una disculpa.

Corea del Norte también conmemoró el aniversario en los medios estatales.

El martes reafirmó su posición de que Estados Unidos provocó la guerra y el jueves le solicitó a Washington US$65 billones como compensación.

Y siguió alimentando la tensión con su vecino al declarar temporalmente una zona de exclusión para la navegación en su costa oeste, lo que podría preceder al ensayo de uno de sus misiles de corto alcance.

La guerra entre las dos Coreas finalizó con la frontera más o menos en el sitio donde se encuentra hoy y con un cese el fuego en lugar de un tratado de paz.

Y sentó las bases para seis décadas de constante tensión y antagonismo.

BBC navigation

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.