Blair advierte del peligro del radicalismo islámico

El ex primer ministro británico, Tony Blair
Image caption Blair negó que sus políticas cuando era gobernante hayan contribuido a un aumento del radicalismo islámico.

El ex primer ministro británico, Tony Blair, aseguró que el radicalismo islámico es el mayor peligro que afronta el mundo hoy en día.

En una entrevista con el Servicio Mundial de la BBC, Blair dijo que aquellos que se adhieren a las ideas de los islamistas radicales creen que cualquier cosa que se haga en el nombre de su causa está justificada, incluyendo el uso de armas químicas, biológicas y nucleares.

El ex mandatario, que lideró a las tropas británicas en las invasiones de Afganistán e Irak, negó que sus políticas cuando era gobernante hayan contribuido a un aumento del radicalismo islámico y que la violencia que se vive en estos países sea fruto de la lucha contra la ocupación extranjera.

"Lo cierto es que las tropas extranjeras hubieran salido de Irak y Afganistán si no hubiera sido por la campaña de terror llevada a cabo por esta gente. Es una estupidez que digan 'estamos luchando contra la ocupación extranjera'", señaló Blair.

"¿Por qué están todavía colocando carros bomba en Bagdad si las tropas estadounidenses se están retirando? Su objetivo no es echar a las tropas estadounidenses, sino desestabilizar al gobierno que ha sido votado por los ciudadanos iraquíes", aseguró el ex premier británico.

Blair, quien se encuentra estos días promocionando sus recién publicadas memorias, dijo también que Irán es uno de los principales patrocinadores del islamismo radical y debe evitarse que consiga fabricar armas nucleares.

Lea: Polémica donación de Blair de ganancias de sus memorias

Irán en la mira

"Debemos enviar un mensaje muy claro a Irán de que no puede tener capacidad para fabricar armas nucleares", dijo Blair, quien ostenta el cargo de enviado especial del Cuarteto para Medio Oriente.

El ex mandatario puntualizó que no está abogando por el uso de la fuerza militar contra Teherán, aunque no se puede descartar ninguna opción.

Blair también aseguró que su visión de política exterior cambió tras los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos.

"Tras el 11 de septiembre, de manera correcta o incorrecta, sentí que el cálculo del riesgo cambió".

"Creo que existe una gran amenaza que surge de la combinación de este movimiento radical extremo y del hecho de que, si pudieran, utilizarían armas nucleares, químicas o biológicas", aseguró Blair.

"No se puede tomar el riesgo de que eso suceda".

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.