Perú investiga la muerte de miles de las raras ranas gigantes de Titicaca

Ranas gigantes Derechos de autor de la imagen Nature Picture Library/Alamy
Image caption Las ranas gigantes de Titicaca es una especie en vía de extinción.

Son miles de ranas gigantes y aparecieron misteriosamente muertas.

El Servicio Nacional Forestal y de la Fauna Silvestre de Perú (Serfor) informó este lunes que está investigando cómo estos batracios aparecieron sin vida en un afluente del lago Titicaca, en el sur del país.

De acuerdo a las denuncias de grupos ambientalistas en la región, la causa de la muerte de las ranas gigantes del Titicaca (Telmatobius spp) es la contaminación del río Coata.

"Los especialistas de la Serfor de Puno evaluaron los especímenes muertos, a lo largo del río Coata, en la zona de amortiguamiento de la Reserva Nacional del Titicaca. Para ello, recorrieron dos puntos de muestreo, en los cuales se pudo encontrar especímenes muertos en ambas orillas del rio, en el sector Jaruna e Islapata, en el distrito de Coata", se puede leer en el informe entregado por la entidad ambiental.

Esta especie es considerada en peligro de extinción y solo se halla cerca del lago Titicaca que comparten Perú y Bolivia y que está ubicado a unos 3.200 metros de altura.

"Y en base a las declaraciones de los pobladores y a las muestras halladas días después del incidente, se presume que más de 10 mil ranas fueron afectadas en una distancia de alrededor de 50 Kilómetros desde el puente Ccacachi hasta la desembocadura en el Lago Titicaca", agregaron.

Contaminación

El Comité en Contra de la Polución del río Coata le dijo a la agencia de noticias AFP que las autoridades peruanas habían fallado en buscar soluciones para la contaminación del afluente.

En un acto de reclamo, militantes del Comité llevaron 100 ranas muertas a la plaza central de la ciudad más cercana, Puno.

Derechos de autor de la imagen Serfor
Image caption Personal de Serfor se encuentra en la zona investigando la muerte de las ranas.

"Me tocó traer las ranas muertas para que nos creyeran. El gobierno no sabe cómo estamos viviendo", explicó la líder del comité, Maruja Inquilla.

"No saben el nivel de contaminación que tiene el río. La situación se está saliendo de control", agregó.

La rana gigante del Titicaca tiene enormes pliegues de piel que incrementan el volumen de su cuerpo y le ayudan a absorber más oxígeno del aire circundante.

De acuerdo a lo señalado por los líderes ambientales, la rana se encuentra en peligro de extinción porque ha sido cazada en exceso para el consumo humano y porque además se han perdido amplios territorios de su hábitat.

Temas relacionados

Contenido relacionado