Lo que los científicos quieren saber de ti con una cápsula que mide tus niveles de flatulencia

La capsula digerible (Foto cortesía: Peter Clarke/RMIT University).
Image caption Esta es la capsula digerible (Foto cortesía: Peter Clarke/RMIT University).

En términos simples es un sensor de flatulencias que transmite información "en vivo".

Investigadores de la universidad RMIT (Royal Melbourne Institute of Technology) en Australia condujeron recientemente los primeros ensayos en personas del dispositivo, del tamaño de una pastilla, que transmite información en tiempo real desde el intestino del paciente.

Una vez la capsula es digerida por el paciente, viaja por el cuerpo y aterriza en el intestino.

Estando allí empieza a detectar y a medir los gases y esa información la transmite a una aplicación en un teléfono inteligente.

Los investigadores, que publicaron este mes sus hallazgos en la revista especializada Nature, esperan que el sensor proporcione información para diagnosticar con mayor eficacia desórdenes y enfermedades gastrointestinales.

De hecho, de acuerdo con los investigadores, esta es la primera transmisión en vivo desde el intestino sin tener que apelar a procedimientos invasivos.

¿Menos colonoscopias?

"Vayamos a lo esencial: lo que estamos midiendo aquí son gases y lo hacemos antes de abandonen el cuerpo. Es un sensor de flatulencia y entre más información tengamos de esos gases, mejor es la información que obtenemos sobre el intestino", le dijo a la BBC, el líder de la investigación y coinventor de la cápsula, el profesor Kourosh Kalantar-zadeh.

Media playback is unsupported on your device
Así funciona la cápsula que mide los gases en tu intestino

De acuerdo con la universidad, los ensayos han develado mecanismos en el cuerpo humano que "nunca antes habían sido vistos, incluyendo un potencialmente nuevo sistema inmune".

La nueva tecnología es, según esa institución, una herramienta que cambia el paradigma en el diagnóstico de trastornos gastrointestinales, los cuales afectan a una de cada cinco personas a lo largo de sus vidas en todo el mundo.

La nueva herramienta podría ayudar a que procedimientos invasivos, como las colonoscopias, sean usadas en menor medida.

La colonoscopía se lleva a cabo con una cámara insertada en la punta de un tubo flexible que se introduce por el ano. Pero no siempre es la mejor opción para muchos pacientes porque requiere la administración de sedantes.

Un sistema inmune dentro del estómago

Kalantar-zadeh señaló, según reportó RMIT, que los ensayos demostraron que el estómago usa un oxidante para combatir cuerpos extraños en el intestino.

Derechos de autor de la imagen iStock
Image caption La nueva tecnología podría ayudar a mejorar el diagnóstico de enfermedades y trastornos gastrointestinales.

"Encontramos que el estómago libera químicos oxidantes para descomponer y combatir componentes extraños que se quedan en el estómago más tiempo de lo usual", señaló el profesor.

"Esto podría representar un sistema de protección gástrica contra cuerpos extraños. Un mecanismo inmune así nunca antes había sido reportado".

Otro hallazgo que destaca la universidad es que el colón podría tener oxígeno.

"Los ensayos demostraron la presencia de altas concentraciones de oxígeno en el colón si se sigue una dieta extremadamente rica en fibra", indicó el docente.

"Eso contradice la vieja creencia de que el colón siempre está libre de oxígeno".

"Esta nueva información podría ayudarnos a entender mejor cómo ocurren enfermedades debilitantes como el cáncer de colon".

Los experimentos se realizaron en siete personas saludables que seguían alimentaciones tanto bajas como ricas en fibras.

Y, de acuerdo con el coinventor de la capsula, el doctor Kyle Berean, "los ensayos mostraron que las cápsulas son perfectamente seguras, sin (riesgo de) retención".

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Temas relacionados

Contenido relacionado