"No le puedes decir eso a la prensa": cómo Trump presionó a Peña Nieto para que no dijera que México no pagará por el muro fronterizo, según medios en EE.UU.

Enrique Peña Nieto y Donald Trump Derechos de autor de la imagen AP/Reuters
Image caption El diario The Washington Post publicó la transcripción de la conversación telefónica que ambos mandatarios mantuvieron el 27 de enero.

"No puedes decir eso a la prensa", le dijo Donald Trump a Enrique Peña Nieto. "La prensa va a ir con eso y no puedo vivir con ello".

Así el presidente de Estados Unidos le pedía al de México por teléfono que dejara de decir públicamente que su país no iba a pagar el muro que el mandatario quiere construir en la frontera entre ambos países.

La revelación se conoció este jueves luego de que el diario The Washington Post publicó la transcripción de la conversación telefónica que ambos mandatarios mantuvieron el 27 de enero.

En lugar de decir "No lo pagaremos", "deberíamos decir, 'Lo solucionaremos'".

"Se solucionará en la fórmula de algún modo", afirmó Trump, quien también le dijo a Peña Nieto que si insistía con su postura, él ya no se iba a reunir con el gobierno mexicano.

Trump, quien en esa época llevaba una semana en el cargo, también le dijo que el muro era "la cosa menos importante de la que estamos hablando, pero políticamente podría ser la más importante".

En un momento de la conversación, en la que Peña Nieto habló en español y se comunicó a través de un intérprete, el mexicano le sugiere a Trump que dejen de hablar del muro.

"He reconocido el derecho de cualquier gobierno a proteger sus fronteras cuando lo considere necesario y conveniente", señala, "pero mi posición ha sido y seguirá siendo muy firme de decir que México no puede pagar por ese muro".

La conversación tuvo intercambios coloridos como cuando Trump le dijo: "Es usted y yo contra el mundo, Enrique, no lo olvide". En otro momento le aseguró: "Quiero que sea tan popular que tu pueblo pida una enmienda constitucional en México para que pueda volver a postularse por otros seis años".

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Un tercio de los 3.100 kilómetros de frontera ya cuentan con algún tipo de valla.

BBC Mundo se comunicó con la Presidencia y la Cancillería de México y desde ambas dependencias se dijo que por el momento no había comentarios sobre el tema.

Tras la llamada del 27 del enero, un día después de que se cancelara un encuentro entre ambos luego de que Trump firmara una orden ejecutiva para autorizar la construcción del muro, el gobierno mexicano había informado que "con respecto al pago del muro fronterizo, ambos Presidentes reconocieron sus claras y muy públicas diferencias de posición en este tema tan sensible" y que "convinieron por ahora ya no hablar públicamente de este controversial tema".

La transcripción, asegura el diario, fue realizada por empleados de la Casa Blanca, que tampoco se expresó sobre el artículo del Post.

Durante la conversación, Trump amenazó con imponer aranceles a los productos mexicanos y Peña Nieto replicó: "Cualquier tema que altere la situación económica de México, pienso, también constituye un riesgo potencial para Estados Unidos, especialmente en asuntos migratorios".

En otro pasaje, el estadounidense ofrece ayuda militar para combatir a los cárteles del narcotráfico y asegura: "Quizá tu Ejército está asustado de ellos, pero nuestro Ejército no lo está", a lo que Peña Nieto responde que las organizaciones criminales están "ampliamente respaldadas por las cantidades ilegales de dinero y armas procedentes de Estados Unidos".

El muro de la polémica

Construir un muro a lo largo de la frontera entre ambos países fue una de las principales promesas de campaña de Trump. De hecho, en un momento de la llamada Trump asegura: "Tengo que hacer que México pague por el muro. He estado hablando de ello durante un período de dos años".

Un tercio de los 3.100 kilómetros de frontera ya cuentan con algún tipo de valla, pero completar el resto es un desafío mayúsculo.

La Cámara de Representantes aprobó la semana pasada el desembolso de US$1.600 millones para la construcción del muro, una ínfima parte de lo que se estima será el costo total.

El gobierno federal analiza propuestas presentadas por contratistas y se espera que más adelante comience la construcción de prototipos.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption La revelación se conoció este jueves luego de que el diario The Washington Post publicó la transcripción de la conversación telefónica que ambos mandatarios mantuvieron el 27 de enero.

Durante los actos de campaña, Trump solía preguntarle a sus seguidores quién iba a pagar por el muro y gritaban: "¡México!". Pero el presidente no ha explicado con claridad cómo espera que México pague y ha admitido que será Estados Unidos quien deba hacerse cargo del costo y luego recuperarlo.

Ambos mandatarios estaban sentados uno al lado del otro tras reunirse -en el primer encuentro oficial entre ambos- en el marco de la cumbre del G20 el mes pasado en Alemania, cuando una periodista preguntó por el muro fronterizo entre ambos países.

"Señor presidente (Trump), ¿todavía quiere que México pague por el muro?", preguntó la periodista, a lo que Trump respondió: "Absolutamente".

El canciller mexicano, Luis Videgaray, afirmó que ni Peña Nieto ni él, que estaba en la sala en el momento, escucharon la respuesta de Trump. "Lo relevante para México es que no fue tema de la conversación", aseguró, "así lo habíamos acordado y así fue".

El tiempo pasa, el muro aún no se empieza a construir, pero sigue dando de qué hablar.

Contenido relacionado