La sorpresiva salida del Consejo Nacional de Seguridad de EE.UU. de Steve Bannon, el polémico asesor de Donald Trump con vínculos con la extrema derecha

Steve Bannon Derechos de autor de la imagen Getty Images
Image caption Bannon es estratega jefe de la Casa Balnca.

Steve Bannon, el controvertido asesor del presidente Donald Trump, fue removido de su puesto en el Consejo de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSC, por sus siglas en inglés) poco más de dos meses de haber sido nombrado miembro de ese poderoso organismo.

El NSC es considerado como un organismo neurálgico dentro del gobierno de Estados Unidos. Funciona dentro de la Casa Blanca y se dedica a asesorar al presidente en temas complejos que incluyen desde asuntos de interés especial en otros países o regiones, hasta guerras, pasando por operaciones secretas como la captura o muerte de "enemigos" de Washington.

Bannon contaba con un asiento en el comité central del NSC, integrado por figuras clave del gobierno, incluidos, por ejemplo, los secretarios de Estado y de Defensa.

Politización

Su nombramiento en ese organismo fue recibido con preocupación por parte algunos expertos, que advirtieron sobre el riesgo de politización de un foro diseñado para evitar que los intereses partidarios influyan en decisiones clave de defensa o política exterior de Washington.

Derechos de autor de la imagen AFP
Image caption Bannon ha sido considerado como el impulsor de algunas de las iniciativas más radicales del mandatario.

Antes de unirse a la campaña presidencial de Trump el año pasado, Bannon era el jefe de Breitbart News, la plataforma mediática de la extrema derecha estadounidense.

Desde su llegada a la Casa Blanca, como asesor del presidente, ha sido considerado como el impulsor de algunas de las iniciativas más radicales del mandatario, incluido el veto a la llegada personas originarias de varios países de mayoría musulmana.

Un alto funcionario de la Casa Blanca dijo a la prensa que Bannon había sido nombrado en el NSC con el fin de supervisar al Asesor de Seguridad Nacional, Michael Flynn, quien posteriormente fue sacado del gobierno, por lo que su presencia ya no era necesaria.

Reorganización

Conjuntamente con la remoción de Bannon, el gobierno restauró la participación plena del director nacional de inteligencia y del jefe del Estado Mayor Conjunto en el comité de principales del NSC, en el que solían participar durante el gobierno de Barack Obama.

Además se incorporó a las reuniones del comité de principales del NSC al director de la CIA. al secretario de Energía y a la embajadora de Estados Unidos en la ONU.

La orden gubernamental coloca bajo la responsabilidad del nuevo Asesor de Seguridad Nacional, general Herbert Raymond McMaster, no solo al NSC sino también al Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés).

Derechos de autor de la imagen Reuters
Image caption El general McMaster también supervisará el Departamento de Seguridad Nacional.

La prensa estadounidense atribuye la reorganización del NSC a la creciente influencia de McMaster en la Casa Blanca.

Según The Washington Post, McMaster hizo saber a altos funcionarios de la Casa Blanca y al propio Trump que no quería ningún elemento político dentro del NSC y que, aunque entendía el papel que jugaba Bannon, consideraba que el presidente no necesitaba mantenerlo allí.

En una declaración enviada a The Wall Street Journal, Bannon dijo que Susan Rice, la última Asesora de Seguridad Nacional del gobierno de Obama, había "instrumentalizado" al NSC.

"Yo fui puesto allí para asegurar que fuera desinstrumentalizado. El general McMaster ha devuelto al NSC a sus funciones apropiadas", señaló en una breve declaración.

Temas relacionados

Contenido relacionado