El impactante momento en el que un lobo marino arrastra al agua a una niña en Canadá

"Fue un comportamiento imprudente".

Media playback is unsupported on your device
Un lobo marino toma a una niña del vestido y la tira al agua en British Columbia, Canadá.

Así calificaron las autoridades portuarias la actuación de la familia de la niña a la que un lobo marino arrastró al agua en el muelle de pescadores Stevenston, en Richmond, en la costa oesste de Canadá, el pasado sábado.

El animal probablemente confundió el vestido de la niña con comida, según afirman expertos. Y es que parece que los familiares de la pequeña estaban lanzando comida al agua.

Por suerte la menor salió ilesa del ataque.

En el lugar en el que sucedió el incidente se pueden observar numerosos letreros que indican que está prohibido alimentar a los animales salvajes y hasta se estableció una multa máxima de US$74.000 para quien lo haga.

"No te acercarías a un oso pardo en el monte y le darías un sándwich de jamón, así que no deberías entregar un mamífero salvaje de 500 kilos que está en el agua rebanadas de pan", aseguró al canal de noticias canadiense CBC, Robert Kiesman, presidente de la Autoridad Portuaria de Steveston.

"Y ciertamente no deberías dejar que tu niña se siente en el borde del muelle con su vestido colgando después de que el lobo marino ya había intentado tomarla anteriormente", añadió.

"Esto es un comportamiento totalmente imprudente", señaló.

Derechos de autor de la imagen Michael Fujiwara/Jukin Media
Image caption Varios carteles señalan que no se debe alimentar a los lobos marinos.

Imágenes inusuales, pero no sorpresivas

El video del momento en que la niña es atacada por el lobo marino y arrastrada al agua fue captado por Michael Fujiwara.

El hombre estaba en el muelle el sábado cuando vio al gran lobo marino acercase, así que empezó a grabarlo mientras una multitud se reunió muy cerca del animal.

Dijo que una familia comenzó a tirarle migas de pan al animal mientras una niña se acercaba al borde del muelle.

Fujiwara relató que va habitualmente a los muelles de esta zona de Canadá y ve a los lobos marinos a menudo, pero nunca observó nada parecido a lo sucedido el sábado.

Sin embargo, en otras imágenes más antiguas del mismo lugar se puedo observar cómo otro lobo marino ataca a un hombre que se acerca demasiado a su comida.

La culpa no es del animal

Andrew Trites, director de la Unidad de Investigación de Mamíferos Marinos de la Universidad de la Columbia Británica, le dijo al canal CBC que el animal no tenía la culpa de los sucedido.

Derechos de autor de la imagen Michael Fujiwara/Jukin Media
Image caption El lobo marino ya había intentado previamente abalanzarse sobre la niña.

Según el especialista, el lobo marino parecía estar acostumbrado a que la gente lo alimente y probablemente confundió el vestido de la niña con comida.

Trites espera que estas imágenes enseñen a otras personas a no alimentar a animales salvajes como a los lobos marinos, aunque aclaró que estos mamíferos no son intrínsecamente peligrosos y no buscan atacar a la gente.

Temas relacionados

Contenido relacionado