Ecuador: China, inversionista clave en sector petrolero

Refinería de petróleo.
Image caption La inversión china en Ecuador ha crecido pronunciadamente desde 2009.

El peso de la inversión china en Ecuador es cada vez mayor. Tras la renegociación de los contratos con las petroleras extranjeras que operan en el país por parte del Estado, las empresas chinas Andes Petroleum y Petroriental son las que han comprometido las mayores inversiones en el sector.

Ecuador acaba de lograr acuerdos además de con las dos petroleras chinas, con la hispano-argentina Repsol, con la italiana Agip-Eni y con la chilena Enap, que representan el 86% de la producción privada, para pasar de contratos de participación a contratos de prestación de servicios.

Según la nueva modalidad, el Estado es dueño del 100% del crudo extraído y contrata a las empresas para extraer el petróleo y pagarles una tarifa por sus servicios.

Lea: Nuevas reglas del juego para las petroleras en Ecuador

La brasileña Petrobras, la estadounidense EDC, la surcoreana Canadá Grande y la china CNPC, que tenían a su cargo el restante 14% de la producción privada, no lograron un acuerdo con el Estado ecuatoriano, el cual deberá asumir las operaciones de dichas compañías.

En el caso de Andes Petroleum y Petroriental, las inversiones comprometidas con los nuevos contratos alcanzan los US$424 millones y US$298 millones, respectivamente, montos superiores a los fijados con las otras petroleras extranjeras que renegociaron sus contratos.

Entre las cinco empresas que aceptaron la renegociación, Ecuador espera una inversión superior a US$1.200 millones. Repsol invertiría US$293 millones, Agip US$119 millones y Enap US$79 millones.

Difícil negociación

Image caption Los analistas creen que el acuerdo con las empresas chinas es crucial para Ecuador. (Foto de archivo).

La negociación con Andes Petroleum y Petroriental, empresas con capitales estatales chinos, no fue fácil. Las dos petroleras emitieron en octubre pasado una misiva en la que amenazaron con llevar a Ecuador a un arbitraje internacional, rechazando la "poca transparencia" y gran presión" por parte del gobierno en la negociación de los nuevos contratos.

"La fase inicial de negociación ha sido marcada por poca transparencia (...) como términos de tómelo o déjelo, medidas confiscatorias y gran presión para aceptar las condiciones", señaló la misiva.

El acuerdo entre Ecuador y las empresas chinas finalmente se produjo. Estas petroleras aumentarán su producción, a la vez que se extienden sus áreas de operación en el país, al igual que ocurrirá con Agip y Enap.

El analista económico, Walter Spurrier, LE dijo este jueves a BBC Mundo que "si Ecuador no llegaba a un acuerdo con China, ello hubiese sido un problema de magnitud para los planes económicos del gobierno ecuatoriano", el cual prevé financimiento e inversión china en varios sectores de la economía nacional.

Lea: ¿A qué precio se acerca Ecuador a China?

De su lado, las petroleras han puesto las consideraciones comerciales antes que las políticas o ideológicas. "Las empresas chinas tienden a darle poco peso al riesgo político. Son empresas estatales que entienden que el riesgo político es algo que a su Estado le compete hacer frente, y por ello están más dispuestas a aceptar ciertas condiciones", manifestó Spurrier.

Petroleras satisfechas

El presidente de la Asociación Hidrocarburífera del Ecuador, José Luis Ziritt, señaló a BBC Mundo que las cinco petroleras que aceptaron cambiar la modalidad de sus contratos están satisfechas por la conclusión de las negociaciones, pues "las empresas tienen interés en subir la producción para poder obtener una mayor ganancia".

Ziritt resaltó que más petroleras podrían llegar al país tras el anuncio efectuado este miércoles por Ecuador de la apertura, para abril próximo, de una nueva ronda de licitaciones de campos petroleros en el sur de la región amazónica.

China ha dejado ver su interés por operar nuevos campos petroleros en Ecuador. Esta iniciativa, a decir del embajador ecuatoriano en China, Leonardo Arízaga, se enmarca en el hecho de que "ambos países estamos pasando por el mejor momento de las relaciones bilatelares".

"La inversión de las empresas chinas en Ecuador es importante y tenemos la esperanza de que aumente. China es para Ecuador un socio estratégico y complementario", dijo Arízaga a BBC Mundo.

Desde 2009, una fuerte inversión china ha servido para el financimiento de diversos proyectos en sectores estratégicos de la economía ecuatoriana.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.