"La guerra contra las drogas ha fracasado"

Última actualización: Jueves, 2 de junio de 2011
soldado mexicano

Menos represion y más prevención, pide el informe de notables líderes internacionales

Los que promueven la descriminalización de las drogas cuentan ahora en el coro con las notables voces de varios ex presidentes, destacados líderes internacionales, intelectuales y empresarios.

Son las voces de los integrantes de la Comisión Global sobre Política de Drogas que en un informe publicado este jueves recomienda a los gobiernos reconocer que la llamada guerra contra las drogas ha fracasado y que la salida es legalizar el uso de las sustancias hoy prohibidas.

La Comisión pide a políticos y figuras públicas “tener el coraje de articular públicamente lo que muchos de ellos reconocen privadamente: que la evidencia demuestra abrumadoramente que las estrategias represivas no resolverán el problema de la droga”.

Aunque no es una propuesta nueva, lo novedoso en este caso es el alto perfil de quienes piden desmontar la estrategia que empezó a promover con esa etiqueta el gobierno de EE.UU. en tiempos del presidente Richard Nixon.

No es legalización

“La guerra contra la droga no ha sido, no podrá y no será ganada”, dice el informe de la comisión que tiene 19 integrantes que consideran que la estrategia ha tenido “devastadoras consecuencias” para personas y países.

Grupo de notables

Algunos integrantes de la Comisión Global para Política de Drogas

Ex presidentes
Fernando Henrique Cardoso, Brasil
César Gaviria, Colombia
Ernesto Zedillo, México
Ruth Dreifuss, Suiza
Ex funcionarios internacionales
Kofi Annan, ex secretario general de la ONU
Javier Solana, ex encargado de exteriores de la UE
Louise Arbour, ex Alta Comisionada de DD.HH. de la ONU
Intelectuales
Mario Vargas Llosa
Carlos Fuentes
Ex funcionarios de EEUU
Paul Volcker, ex presidente de la Reserva Federal
George Shultz, ex secretario de Estado.

Haciendo referencia a datos de la ONU, en el texto se informa que el consumo de drogas ha crecido entre 1998 a 2008 (opiáceos en 34,5 %; cocaína en 27%, cannabis en 8,5%).

A cambio proponen un enfoque que haga énfasis en el consumo de drogas como un problema de salud pública que evite la marginalización de sus usuarios y eventualmente reduzca el negocio de las bandas criminales que operan su comercialización.

Uno de los miembros del grupo, el ex presidente de Colombia, César Gaviria, aclaró a la BBC que legalización “no es una palabra que estamos usando en nuestro informe”.

“Estamos hablando de definir el consumo de drogas como un problema de salud y no como un problema criminal”, dijo Gaviria, quien aseguró que “la gente está enferma”.

“La gente tiene un problema de salud y tú tienes que lidiar con el problema de esa forma, no sólo poniendo personas en la cárcel. Eso no resuelve el problema de la sociedad”, aseguró Gaviria.

“Informe equivocado”

El reporte es muy crítico de la política estadounidense que es la que ha incentivado en el todo el mundo la persecución policial y militar de productores y consumidores de drogas.

Recomedaciones para el cambio

  • Finalizar criminalización y marginalización de quienes consumen pero no dañan a otros.
  • Experimentar modelos de regularización legal de drogas, especialmente marihuana.
  • Poner a disposición variadas modalidades de tratamiento para los adictos.
  • Usar principios de derechos humanos tanto a usuarios como a los involucrados en la base del mercado de drogas (cultivadores, pequeños comerciantes, mulas)

En cambio se asegura que en aquellos países donde se han ensayado políticas menos restrictivas, como Portugal, Holanda, Suiza y Gran Bretaña, no se ha podido demostrar una incidencia directa en el patrón de consumo.

“Particularmente en EE.UU. el consumo de drogas, que es el más alto del mundo, no ha cambiado en los últimos veinte años” dijo Gaviria a la BBC, y afirmó que no veía en Washington una evolución “compatible con nuestros intereses”.

Cuando en 2009 el presidente Barack Obama nombró a Gil Kerlikowske para ocupar el cargo del llamado zar antidrogas de la Casa Blanca, se hizo hincapié en la óptica “menos represiva” que traía al puesto, demostrada en su tiempo como jefe policial en Seattle.

Sin embargo, a través de su portavoz, el zar dijo que el informe estaba “equivocado”.

“Hacer las drogas más disponibles, como sugiere este reporte, hará más difícil mantener nuestras comunidades seguras y sanas” dijo el portavoz Rafael Lemaitre.

Para contrarrestar los datos del informe, Lemaitre presentó cifras que indican que el uso de drogas en EE.UU. ha bajado en los últimos 30 años, junto a una caída de 46% en el consumo de cocaína entre adultos jóvenes en el último lustro.

México “abierto" al debate

destrucción de drogas en Panamá

En EE.UU. creen que despenalizar las drogas complicaría la seguridad y la salud públicas.

También el reporte generó reacciones en México, actualmente el terreno más caliente de la lucha contra el narcotráfico, donde el gobierno dijo estar abierto a un debate "integral y global".

“Tomar medidas parciales es insuficiente e ineficaz porque es un fenómeno trasnacional, con una estructura de mercado internacional y requiere ser analizado en un contexto mucho más amplio que en un solo Estado", señaló un comunicado de la Secretaría Técnica del Consejo de Seguridad Nacional.

“Pensar que el crimen organizado en México es igual a narcotráfico, ignora que el crimen organizado comete otros delitos como secuestro, extorsión y robo" y rechazó que la acción policial implique un incremento en la violencia de los narcotraficantes.

Además de las recomendaciones de tipo político y sanitario la Comisión Global considera que hay que “romper” un molde cultural, ya que la mayoría de los usuarios no son los “lamentables adictos amorales” que muchos rechazan, mientras que los cultivadores de coca o marihuana suelen ser campesinos pobres que sobreviven con esos cultivos.

Contexto

BBC © 2014 El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.

Para ver esta página tal cual fue diseñada, debe utilizar un navegador de internet actualizado, que tenga habilitado el uso de hojas de estilo en cascada (CSS, por Cascading Stylesheets en inglés). Aunque en el navegador que está utilizando podrá ver el contenido de la página, no será presentado de la mejor forma posible. Por favor, evalúe la posibilidad de actualizar su navegador y/o habilitar el uso de CSS.