El uranio enriquecido iraní que preocupa a Occidente

Planta de Fordo, cerca de Qom Derechos de autor de la imagen AP
Image caption Aún se desconoce si el programa de enriquecimiento de uranio iraní busca fabricar una bomba atómica. (Imagen de la planta de Fordo)

El Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) confirmó este lunes que Irán comenzó a enriquecer uranio en una muy protegida instalación ubicada cerca de la ciudad santa de Qom.

La información se da a conocer en medio de un contexto de acusaciones, ejercicios militares y amenazas de más sanciones internacionales contra Teherán debido a que se sospecha que ese país sigue adelante con su programa atómico con el único objetivo de fabricar una bomba nuclear.

La planta en cuestión, Fordo, es considerada crucial para el programa nuclear iraní y la construyó en secreto como una instalación militar debido a que en reiteradas ocasiones Estados Unidos e Israel han señalado que no descartan ataques aéreos contra este tipo de objetivos.

La nueva instalación iraní también había comenzado a operar en secreto. Según el corresponsal de la BBC en Irán, James Reynolds, el gobierno hubiera querido mantenerla así, pero en septiembre de 2009 Estados Unidos, Francia y el Reino Unido revelaron su existencia, un hecho que luego fue reconocido por el propio gobierno iraní.

Una planta bajo la lupa

En efecto, Teherán aseguró que el proyecto se inició en 2007, aunque el OIEA cree que los trabajos de construcción comenzaron un año antes.

Desde entonces, la nueva planta ha atraído mucha atención y sospechas. Esto se debe a que fue construida bajo tierra y está altamente fortificada. En particular, Irán parece tener toda la intención de querer protegerla contra ataques aéreos.

Expertos militares opinan que sólo bombas de alto poder pueden destruirla.

Funcionarios del gobierno iraní indican que la nueva planta es un paso importante dentro del programa nuclear del país, aunque se desconoce cuán productiva será la instalación.

Irán señala que la planta podría enriquecer uranio a niveles medios, lo que expertos en Occidente consideran es un paso clave para producir ese elemento radiactivo lo suficientemente poderoso como para fabricar bombas atómicas.

En efecto, en una declaración a los medios este lunes el portavoz del OIEA, Gill Tudor, indicó a través de un comunicado que el organismo "puede confirmar que Irán ha comenzado la producción de uranio enriquecido hasta un 20%" en la planta de Fordo.

Irán insiste en que su programa nuclear solo tiene fines pacíficos y parte del hecho de que su producción de hidrocarburos ya no satisface la demanda energética interna.

Contenido relacionado