Demanda contra la DEA por clasificación de la marihuana

  • 16 octubre 2012
Manifestación para reclasificar la marihuana medicinal
La demanda en el tribunal de Washington es parte de una larga campaña para reclasificar la marihuana medicinal.

Grupos que abogan por el uso legal de la marihuana medicinal en Estados Unidos presentaron una demanda contra el gobierno federal para que se examine la evidencia científica sobre las cualidades terapéuticas de la hierba y se despenalice su uso para propósitos curativos.

El gobierno cataloga la marihuana como una droga peligrosa y sin ningún beneficio médico válido. Le otorga Clasificación I, lo mismo que la heroína, LSD y PCP.

El tribunal de apelaciones en Washington, D.C. estará escuchando los argumentos que buscan reclasificar la planta este martes. Es la primera vez en 20 años un tribunal federal considera las bases científicas de la marihuana medicinal.

La Agencia Antidrogas de EE.UU. (DEA, por sus siglas en inglés) ha rechazado todos los intentos anteriores para reclasificar la marihuana, pero aquellos que apoyan su uso en el tratamiento de enfermedades creen que ahora hay suficientes pruebas nuevas para obtener un fallo a su favor.

Demanda

La demanda actual es parte de un intento iniciado en 2002 por una coalición de grupos defensores de la legalización cuando interpusieron una petición a la DEA arguyendo que el uso médico de la cannabis es aceptado en Estados Unidos, que su administración es segura bajo supervisión médica y que tiene un potencial de abuso menor que otras drogas ilícitas.

La organización Americans for Safe Access, ASA, es el principal grupo que aboga por la marihuana medicinal. Su misión declarada es la de educar e informar a médicos, pacientes, abogados y legisladores sobre la hierba.

Kris Hermes, portavoz de ASA, le dijo a BBC Mundo que el gobierno lo único que ha hecho es entorpecer los esfuerzos que, a través de un camino legal, buscan cambiar la clasificación de la marihuana medicinal.

"El gobierno se tomó casi diez años en responder a nuestra petición con tácticas obstructoras y luego, cuando respondió, la negó", explicó Hermes.

"La postura del gobierno está enfrascada dentro de una guerra contra las drogas que lleva décadas. Está claro que no quiere reclasificar la marihuana medicinal así que usa tácticas y demoras para evitar tomar una decisión sobre el tema".

Debido a la respuesta oficial, el ASA optó por entablar una demanda sin precedentes y logró una apelación contra la DEA en el tribunal del circuito de Washigton DC para una audiencia.

Es la primera vez en 20 años, comentó el portavoz de la organización, que un tribunal estará escuchando los argumentos científicos sobre el uso medicinal de la cannabis.

Clasificaciones

La reclasificación permitiría que la hierba se distribuyera libremente bajo supervisión médica.

La mayoría de las pruebas científicas se encuentran radicadas en un archivo aunque no se dedicará mucho tiempo de la audiencia sobre la eficacia de la hierba. El foco de la discusión es si los demandantes tienen la capacidad de emitir un juicio sobre los beneficios médicos de la marihuana.

"Éste es el momento. Hay muchas pruebas y pensamos que tenemos a la ciencia de parte nuestra para que este tema sea resuelto desde un punto de vista de salud pública por encima de consideraciones de tipo político", expresó Hermes.

El ASA aspira a una de tres opciones: que el tribunal le ordene a la DEA a reclasificar la marihuana cuanto antes; que le pida a la DEA que imponga su propia reclasificación o, como mínimo, que se ordene otra audiencia sobre las pruebas científicas de los beneficios de la marihuana.

Como tal, la marihuana está en la lista de lo que se denomina drogas Clasificiación I, altamente adictivas que no tienen ningún nivel aceptable de uso seguro bajo supervisión médica. La cocaína y la metanfetamina, aunque de uso fuertemente restringido, son Clasificación II y pueden ser administradas legalmente por médicos.

Lo que la demanda pide es que la marihuana reciba por lo menos una Clasificación III como el acetaminofen con codeína, Clasificación IV como el valium, o Clasificación V como el jarabe para la tos con codeína.

El ASA argumenta que la Clasificación I es insostenible. Se basa en los estudios del Centro para la Investigación de la Marihuana Medicinal, un instituto que ha realizado numerosos estudios y ha concluido que la hierba es benéfica en el alivio del dolor crónico y para los que sufren de cáncer.

La política del gobierno, afirma, está negando un tratamiento válido a millones de pacientes que están sufriendo al tiempo que los considera como criminales por usar la hierba.

La Agencia de Drogas y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés) ha desarrollado medicamentos sintéticos en base al químico activo de la marihuana, tetrahidrocannabinol o THC, para ser tomados por vía oral.

Sin embargo, la mayoría de los pacientes que usan la marihuana para paliar sus males aseguran que las dosis orales no son tan efectivas como fumar la hierba.

Política estricta

En varios estados es legal distribuir marihuana bajo receta médica.

La DEA tiene una política muy estricta con respecto a la marihuana, en todas sus formas, pero particularmente la que se fuma y rechaza la interpretación de la marihuana como medicina.

"La marihuana que se fuma no ha sido sometida a los rigores de la ciencia: no es medicina ni es segura", declara el documento oficial de la DEA sobre su postura hacia la cannabis. "Además, la DEA actúa contra criminales envueltos en el cultivo y tráfico de marihuana, no contra los enfermos".

La agencia se extiende en su condena de los grupos de presión que buscan la legalización de la planta y expone amplios argumentos sobre los daños causados por fumar marihuana, basándose en los estudios de reconocidas instituciones oficiales.

Aunque la política antidrogas del gobierno federal es clara, leyes locales en Estados Unidos permiten la distribución de marihuana terapéutica bajo fórmula médica en 17 estados y en la capital, Washington D.C.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.