Experimentos con ratones ofrecen esperanzas en tratamiento para la sordera

  • 10 enero 2013

En experimentos con ratones, investigadores en Estados Unidos lograron regenerar las células receptoras de sonidos y restauraron la audición en los animales sordos.

Image caption Las células ciliadas poseen cilios, estructuras tubulares como vellosidades, que detectan ondas sonoras.

Las células ciliadas poseen cilios, unas estructuras tubulares como vellosidades, encargados de detectar las ondas sonoras.

Los investigadores de la Escuela Médica de Harvard inyectaron un compuesto en los animales que provocó la creación de nuevos cilios y revirtió, por primera vez, la sordera.

El estudio, publicado en la revista Neuron, señala que el avance no logró restaurar la audición normal sino que los animales, que no escuchaban nada, lograron detectar sonidos como puertas cerrándose o tráfico.

Los expertos afirman que el avance es "tremendamente estimulante" pero todavía serán necesarias más investigaciones para lograr trasladarlo a un tratamiento para humanos.

Para escuchar es necesario que las ondas sonoras que llegan al oído se conviertan en impulsos eléctricos para enviarlos al cerebro donde los sonidos son interpretados.

El primer paso en este proceso se realiza en el oído interno donde las vibraciones de los sonidos llegan hasta los cilios cuyo movimiento produce la señal eléctrica.

La mayoría de los problemas auditivos surge como resultado de daños a estas estructuras.

La nueva investigación, llevada a cabo en la Clínica de Ojo y Oído de Harvard, involucró a ratones que estaban completamente sordos y habían perdido virtualmente todas las células ciliadas.

Los investigadores utilizaron un fármaco dirigido a las células que normalmente rodean a las células ciliadas. El compuesto alteró los genes que estas células utilizan y logró convertirlas en nuevas células ciliadas.

Volver a escuchar

Uno de los investigadores, el doctor Albert Edge, afirma que "hasta ahora no ha sido posible regenerar células ciliadas en mamíferos adultos, así que esto es muy estimulante. Demuestra por primera vez que es posible hacerlo".

Posteriormente los escáneres cerebrales mostraron que los animales podían escuchar algunos sonidos.

"Hubo una ligera mejora, pero no enorme" agrega el doctor Edge.

"Pueden detectar un ruido fuerte en una baja frecuencia, por ejemplo una puerta que se cierra o tráfico. Pero esto definitivamente no es audición normal".

En 2012 se lograron avances similares con células madre. En ese estudio, las conexiones entre los cilios y el cerebro se habían averiado y las células madre fueron utilizadas para crear nuevos nervios.

La regeneración de células ciliadas es un desafío mucho más grande.

Construir durante terremotos

El profesor Dave Moore, director del Instituto para Investigación de la Audición en Nottingham, Inglaterra, señala que el funcionamiento del oído es increíblemente preciso y las constantes vibraciones significan que la regeneración de estas células es algo similar a derribar y después reconstruir un edificio de 15 pisos en medio de una ciudad sin dañar ningún edificio circundante, y todo en medio de un terremoto.

"Es un avance realmente prometedor" expresa el profesor Moore.

Image caption Es la primera vez que se logran regenerar células ciliadas.

"Pero debemos tratarlo con considerable cautela en términos de una terapia humana".

"Ha habido muchos comienzos falsos. La regeneración de células ciliadas originalmente fue demostrada en los 1980 y todos pensaron que sería cuestión de unos años".

Por lo tanto, dice el experto, éste es un primer paso muy estimulante pero quedan enormes desafíos para desarrollar un tratamiento.

El doctor Ralph Holme, jefe de investigación biomédica de la organización Action on Hearing Loss, señala que "la idea de que un fármaco pueda utilizarse para "engañar" a la cóclea para que produzca nuevas células ciliadas para mejorar la audición es tremendamente estimulante y ofrece una verdadera esperanza para millones de personas que buscan una cura para la pérdida del oído".

"Pero es importante recordar que esta investigación está todavía en una etapa muy preliminar y que sólo se observó una recuperación parcial en la audición".

"Será importante probar si el enfoque puede ser útil para tratar la pérdida del oído, lo cual es algo que ha durado mucho tiempo" agrega el experto.

Contenido relacionado

Vínculos

El contenido de las páginas externas no es responsabilidad de la BBC.