Quién es quién en la crisis que desestabiliza a Mali

Policías en Mali
Image caption Mali atraviesa una de las crisis políticas más graves de su historia reciente.

Mali se encuentra al borde de una de las crisis políticas más graves desde que logró la independencia de Francia en 1960.

Ante el desafío que representan los rebeldes que controlan el norte del país, el gobierno francés decidió enviar tropas a la nación africana para ayudar al gobierno interino de Dioncounda Traore.

La crisis se remonta a inicios de 2012 cuando grupos rebeldes, algunos de los cuales han sido vinculado con al Qaeda, comenzaron a tomar control del norte del país.

En marzo de 2012 el ejército encabezó un golpe de Estado y tomó brevemente el poder, argumentando que el gobierno era poco contundente con los rebeldes.

Gracias a un acuerdo mediado por organismos regionales, los militares accedieron en abril de ese año, a la designación de un gobierno interino liderado por Dioncounda Traore, hasta entonces presidente del Parlamento. Pero para entonces el gobierno había perdido el control del norte del país.

Desde entonces, la ofensiva insurgente ha mantenido en jaque al gobierno. Algunos analistas señalan que los grupos islámicos han estado avanzando hacia el sur del país y eso explica la iniciativa de Francia de enviar tropas para apoyar al gobierno civil.

BBC Mundo le presenta a algunos de los protagonistas de la crisis por la que atraviesa Mali.

EL PRESIDENTE INTERINO

Image caption En 2007 Traore fue elegido presidente de la Asamblea Nacional.

Dioncounda Traore, de 70 años, tuvo ambiciones presidenciales durante mucho tiempo y esperaba llegar al poder en las elecciones presidenciales que debían celebrarse en abril de 2012.

Nació en 1942 en la localidad de Kati, a las afueras de la capital, Bamako.

Realizó estudios universitarios en la ex URSS, Argelia y Francia , país este último en el que se doctoró en matemáticas.

Regresó a su país para enseñar en la universidad, antes de involucrarse en política.

Fue miembro fundador en 1990 de la Alianza por la Democracia y entre 1992 y 1997 fue ministro de varias carteras, como Defensa y Relaciones Exteriores.

En 2007 fue elegido presidente de la Asamblea Nacional.

Se le consideraba un aliado del depuesto presidente Amadou Toumani Touré, quien se había vuelto muy impopular en los últimos meses de su mandato.

Como consecuencia de ello, según explica el periodista Martin Vogl, muchos malienses desconfían de Traore.

Ello quedó demostrado en mayo, cuando los que apoyaron el golpe militar atacaron a Traore en su oficina. Tras el ataque, debió ser trasladado a Francia para recibir tratamiento médico.

Cuando los rebeldes islamistas lanzaron su última ofensiva en la segunda semana de enero, entrando en la localidad de Konna, el presidente interino buscó la ayuda militar de Francia.

El 11 de este mes, el gobierno declaró el estado de emergencia, asegurando que los rebeldes quieren expandir sus actividades criminales por todo el país.

EL LÍDER GOLPISTA

Image caption Sanogo recibió entrenamiento militar en EE.UU.

El golpe militar de marzo de 2012 parece que se produjo de forma espontánea, producto de un motín que se originó en el campo militar de Kati, situado a unos diez kilómetros del palacio presidencial de Bamako.

Fue encabezado por un oficial de rango medio, el capitán Amadou Sanogo, uno de los pocos oficiales que no huyeron del campamento de Kati cuando los soldados rasos empezaron la revuelta y se dirigieron hacia la sede del gobierno.

Sanogo, quien tiene menos de 40 años, es de Segou, la segunda mayor ciudad de Mali, situada a unos 240 kilómetros al norte de Bamako, donde su padre trabajaba como enfermero.

El periodista Martin Vogl describe a este capitán como energético, seguro de sí mismo y carismático, a la vez que amistoso y algo abrupto.

Sanogo recibió entrenamiento militar en Estados Unidos.

Ha insinuado que podría lanzarse al mundo de la política, pese a haber entregado formalmente el poder a las autoridades civiles.

LOS REBELDES

Image caption Los grupos rebeldes involucrados en la crisis tienen objetivos diferentes.

El Movimiento Nacional de Liberación de Azawad (MNLA) y los islamistas de Ansar Dine son dos de los mayores grupos tuareg que participaron en la toma del norte de Mali.

Otros pequeños grupos también tuvieron un papel en la lucha, incluyendo el Movimiento para la Unidad y la Jihad en África Occidental (Mujao).

Pese a tener objetivos diferentes, el MNLA y Ansar Dine han unido sus fuerzas para luchar conjuntamente en varias ocasiones, como durante la captura de Tombuctú, aunque existen importantes tensiones entre ellos, lo que ha llevado a enfrentamientos entre los dos grupos.

El MNLA quiere la independencia para las tierras de los tuareg en el norte del país, zona que llama Azawad.

Dos figuras importantes en el MNLA son su secretario general Bila Ag Cherif, y el jefe del brazo militar de la organización Mohamed Ag Najim.

En las filas del MNLA hay tuaregs malienses que, mientras estaban en el exilio en Libia, lucharon junto a las fuerzas del coronel Gadafi mientras este intentaba mantenerse en el poder.

Una vez Gadafi fue derrocado, regresaron a Mali, bien entrenados y con mucho armamento.

Pero son los islamistas de Ansar Dine y Mujao quienes controlan las tres ciudades más importantes del norte del país: Tombuctú, Gao y Kidal.

Tanto Ansar Dine, encabezado por un antiguo rebelde Tuareg, Iyad Ag Ghaly, y el Mujao han participado en el intento de avanzar hacia el sur del país a principios de este año.

Un portavoz de Ansar Dine aseguró que entraron la localidad central de Konna para llevar a cabo la Jihad (guerra santa).

El grupo tiene vínculos con el brazo de al Qaeda en el norte de África, conocido como al Qaeda en el Magreb Islámico.

Hay informaciones no corroboradas que señalan que guerrilleros yihadistas extranjeros, están estableciendo campos de entrenamiento en las zonas controladas por los rebeldes.

Ansar Dine dice que no lucha por la independencia. Quiere que el norte siga siendo parte de Mali pero quiere la introducción de la ley Sharia en todo el país, que es mayoritariamente musulmán.

El analista Andy Morgan asegura que los islamistas son mucho más ricos que el MNLA, ya que han recaudado dinero en los últimos años secuestrando a occidentales y traficando cocaína y otras drogas.

EL PRESIDENTE DERROCADO

Image caption En los años '90 Touré se ganó el apodo de "soldado de la democracia".

Amadou Toumani Touré -el general al que se atribuye haber rescatado a Mali de una dictadura militar y de haber establecido la democracia en el país- fue depuesto como presidente en un golpe ocurrido en marzo.

Como parte del acuerdo dirigido a retornar un mandato civil en el país, Touré renunció oficialmente al poder en abril de 2012.

Pero después de que algunos de sus aliados fueran arrestados, huyó al vecino Senegal.

Touré llegó inicialmente al poder en 1991 en un golpe militar, derrocando al líder militar Moussa Traoré, después de que las fuerzas de seguridad mataran a más de 100 manifestantes pro democracia.

Entregó el poder a un gobierno civil al año siguiente, ganándose el apodo de "soldado de la democracia".

En 2002 ganó las elecciones presidenciales y fue reelegido en 2007.

Pero su impopularidad empezó a crecer cuando la población vio que no era capaz de acabar con la corrupción, la inseguridad y la rebelión en el norte del país.

Nacido en 1948, ATT no tienen partido y siempre buscó el apoyo del mayor número posible de formaciones políticas.

Contenido relacionado