Brasil demanda a Samsung por malas condiciones laborales

  • 14 agosto 2013
Planta de Samsung en Manaos
Image caption La inspección en la fábrica de Manaos encontró "graves violaciones laborales".

El Ministerio Público de Trabajo (MPT) presentó una Acción Civil Pública contra el gigante del sector de la eletrónica Samsung, por acusaciones de malas condiciones de empleo en la fábrica que la empresa tiene en la Zona Franca de Manaos.

Por medio de la Procuraduría Regional de Trabajo de la 11ª Región, el MPT cobrará a la multinacional surcoreana una indemnización de US$108 millones por daños morales colectivos.

Según la demanda, presentada el viernes pasado -y hecha pública por la ONG Repórter Brasil- la inspección de la fábrica identificó "graves" infracciones laborales en la fábrica, que emplea a casi 6.000 personas y abastece a toda América Latina.

Entre las irregularidades denunciadas por el MPT están el sometimiento de los trabajadores a jornadas agotadoras de hasta 15 horas diarias, un ritmo de trabajo incompatible con la salud de los empleados, insuficiencia de pausas de recuperación de la fatiga, exigencia reiterada de horas extras habituales, no concesión de reposo semanal remunerado, trabajo en días feriados nacionales y religiosos y falta de planeamiento de la estación de trabajo para la posición de sentado, entre otros.

Al ser cuestionada por la BBC, Samsung dijo que realizará "un análisis del proceso" y cooperará "plenamente con las autoridades brasileñas" tan pronto como fue notificada.

"Estamos comprometidos en ofrecer a nuestros colaboradores alrededor del mundo un ambiente de trabajo que asegura las más estrictas normas de la industria con relación a la seguridad, la salud y el bienestar", afirma la empresa en un comunicado.

Lea también: los expertos hablan sobre la batalla Samsung vs Apple

Problemas de salud

De acuerdo con los fiscales, solamente en 2012, más de 2.000 trabajadores de la fábrica tuvieron que ausentarse de sus labores hasta 15 días por motivos de salud, como problemas en la columna, casos de tendinitis y bursitis, además de otros trastornos osteomusculares relacionados con el trabajo, conocidos como enfermedades profesionales.

En uno de los testimonios recibidos por la fiscalía, un empleado comentó sentir dolor en las piernas por "permanecer hasta diez horas de pie".

"Uno tiene derecho a dos salidas diarias, de 10 minutos cada una; cuando esos diez minutos son excedidos, los jefes te cobran", dice la demanda.

Otro trabajador contó que revisa casi 2.000 celulares al día, mientras que otro afirmó que embala 2.700 aparatos diarios.

El fiscal Ilan Souza, que interpuso la demanda, declaró a BBC Brasil que "se constató que era una jornada de trabajo muy extenuante" en la fábrica y que los problemas ya habían sido detectados en 2011, pero no fueron solucionados. Él pide que la empresa establezca una pausa de diez minutos para los empleados por cada 50 minutos de trabajo.

Tiempos modernos

Image caption En "Tiempos modernos", el protagonista lucha por sobrevivir en un mundo industrializado.

Una lista recopilada por la Fiscalía alega el ritmo acelerado de trabajo de los funcionarios de Samsung en Manaos, comparándolo con la película "Tiempos Modernos" (1936), de Charles Chaplin, en la cual el protagonista sufre un colapso nervioso por trabajar jornadas agotadoras en una fábrica.

Para instalar un televisor en la fábrica de Samsung, un empleado dispone de apenas 65 segundos, dice la demanda del MPT. El siguiente empleado de la línea de ensamblaje tiene entonces 4,8 segundos para colocar el aparato en la caja. El ensamblaje de un celular lleva apenas 32,7 segundos y el de un teléfono inteligente requiere poco menos de dos minutos.

Según los fiscales, en un día, los trabajadores enfrentan tres veces más movimientos repetitivos por minuto que el límite estipulado para evitar problemas causados por lesiones por esfuerzo repetitivo.

"Este laboratorio de infracciones a los derechos fundamentales de los trabajadores fue objeto de decenas de actas de violaciones en mayo de 2011, mayo de 2013 y julio de 2013, denotando que el demandado (Samsung) no tiene la menor intención de cumplir con la legislación laboral y adecuar su ambiente de trabajo", señala la demanda.

El MPT agregó que a Samsung se le orientó con respecto a las normas de seguridad y salud en el trabajo 162 veces desde 1996, "lo cual elimina cualquier argumento en el sentido de que las inspecciones realizadas no tuvieran carácter orientador".

En el segundo trimestre de este año, Samsung obtuvo una ganancia líquida sin precedentes de casi US$7.000 millones y superó el desempeño financiero de su competidor, Apple.

Contenido relacionado