Media playback is unsupported on your device

El carro de juguete que se convirtió en uno de verdad

31 enero 2014 Última actualización: 17:08 GMT

En Reino Unido, John Bitmead construyó una versión adulta de un popular coche de juguete para niños.

Se trata de una copia del popular Little Tykes, pero su versión es impulsada con gasolina, tiene permiso de tránsito y alcanza 110 kilómetros por hora.

Costó más de US$6.000 e incluye bolsas de aire, luces y espejos. Pero, como el original, no tiene ventanas.

La BBC dio una vuelta en el novedoso auto.