La millonaria apuesta de Ecuador en el Super Bowl

  • 1 febrero 2015
Superbowl en Ecuador Image copyright Gobierno de Ecuador
Image caption La versión 49 del Super Bowl será por primera vez vitrina de venta para un país: Ecuador.

Este domingo en la tarde una audiencia estimada de 115 millones de estadounidenses se reunió al frente de su televisor, disfrutando, como todos los años, del espectacular show del intermedio en el Super Bowl, la gran final del fútbol americano.

Lo que fue nuevo en 2015 es que, por primera vez en la historia del evento, vieron un comercial de 30 segundos dedicado a promocionar la imagen de un país, en el que ha sido llamado el horario más estelar de la televisión mundial.

Ecuador emprendió una apuesta multimillonaria para presentar una campaña turística en el evento.

Image copyright Getty
Image caption Los Patriots de Nueva Inglaterra se proclamaron vencedores de la Superbowl al vencer a los Seahawks de Seattle por 28-24.

Los comerciales del Super Bowl ejercen para los estadounidenses una atracción tan grande como el mismo partido, que disputaron en Phoenix los Patriots de Nueva Inglaterra y los Seahawks de Seattle y en el que se impusieron los primeros por 28-24.

"El costo total de la publicidad está alrededor de los US$3,8 millones", asegura a BBC Mundo el embajador Efrain Baus, subjefe de la misión diplomática de Ecuador en Washington, aclarando que dicho costo incluye algunos otros comerciales complementarios que también transmitirán paralelamente el mensaje ecuatoriano.

Un número cercano a los 259.000 estadounidenses visitaron Ecuador el año pasado. Con una audiencia cautiva en el Super Bowl que supera en casi 400 veces ese número, las autoridades ecuatorianas argumentan que el gasto en ese breve comercial es una inversión que bien vale la pena.

"La decisión se enmarca en una campaña más amplia que emprendió Ecuador desde el año pasado, llamada All You Need is Ecuador (Todo lo que necesitas es Ecuador)", agregó el diplomático, quien insistió en que la iniciativa ya ha aumentado en 14% el número de visitantes extranjeros al país.

Estilo Hollywood

Los expertos en marketing aseguran que el gasto en publicidad en el Super Bowl trae beneficios extraordinarios.

Es, al fin y al cabo, el evento más visto del país y uno de los pocos en esta diversa nación que atrae a televidentes de prácticamente todos los segmentos de edad, raza, estrato social y creencias políticas o religiosas.

Image copyright ap
Image caption Más de 110 millones de estadounidenses observarán el Super Bowl.

De ahí que los valores de producción de muchos de estos comerciales se asemejen más a versiones en miniatura de superproducciones de Hollywood.

En 2011, por ejemplo, el fabricante estadounidense de automóviles Chrysler presentó un mensaje de dos minutos de duración protagonizado por Eminem, seguido el año siguiente por otro comercial de la misma duración presentado por Clint Eastwood.

El ejecutivo de publicidad Rob Siltanen le dijo a la revista empresarial Forbes que comprar un minuto de televisión en el Super Bowl puede costar US$8 millones, sin contar con los costos de producción del comercial que fácilmente pueden llegar al millón de dólares para uno sin muchos lujos y hasta US$3 millones para los más elaborados.

Pero, agrega el ejecutivo, 50% de la audiencia sintoniza el Super Bowl específicamente para ver los comerciales.

Y además, inundan las redes sociales con sus comentarios durante el evento.

En el Super Bowl de 2014 se publicaron 25,3 millones de mensajes en Twitter a lo largo del encuentro.

Empresas como la firma de calzado Skechers vieron aumentar sus ventas en 22% desde que emitieron un anuncio en 2012.

El retorno a la inversión

Ecuador es el primer país que busca vender su imagen nacional con el Super Bowl.

Llegaron a una audiencia especialmente pudiente. Se cree que cerca de 30% de los espectadores del evento tienen ingresos superior a los US$100.000 anuales, aseguró en una rueda de prensa la ministra de Turismo de Ecuador, Sandra Naranjo.

Image copyright AFP
Image caption Muchos estadounidenses sintonizan el juego específicamente para ver los anuncios.

En declaraciones a la agencia estatal Andes, la funcionaria estimaba que las ganancias que Ecuador obtendría en publicidad y mayor turismo podrían ser 15 veces mayores a la inversión en esta campaña publicitaria.

El funcionario diplomático Baus, por su parte, le dijo a BBC Mundo que su gobierno ve gran utilidad en promover la imagen nacional en esta fiesta deportiva.

"Con un incremento de apenas un 1% en los turistas que van a visitar el país el próximo año, la inversión se recuperará".

"Aspiramos a presentar la gran diversidad y riqueza del país", añadió el diplomático.

Controversia

No todos los comerciales del Super Bowl han pasado sin controversia.

En el juego del año pasado, por ejemplo, Coca Cola emitió un aviso en que estadounidenses de distintos orígenes étnicos entonaban el himno patriótico America The Beautiful ("America la hermosa") en varios idiomas.

Image copyright AP
Image caption El futbol americano es el deporte profesional más visto de Estados Unidos.

Lo que hizo que algunos se quejaran de una supuesta falta de respeto contra una de las canciones emblemáticas de los estadounidenses por no interpretarla en inglés, incluso creando el hashtag #speakamerican (traducido literalmente como #hableestadounidense) para expresar su rechazo al enfoque multicultural del aviso.

Y en 2010, la controversia se encendió por cuenta de un comercial que indirectamente entraba en la espinosa discusión nacional sobre el aborto.

Por regla general, los anuncios del Super Bowl evitan la política y se concentran en vender cosas.

En 2015 uno de ellos ha buscado vender un país, y Ecuador está confiado en que cosechará los resultados por varios años en el futuro.

Contenido relacionado