El controvertido legado de Nancy Reagan en la lucha contra el sida que puso en aprietos a Hillary Clinton

  • 12 marzo 2016
Nancy y Ronald Reagan Image copyright Getty Images
Image caption La indignación de los activistas en la lucha contra el vih/sida no se hizo esperar.

Las palabras de recuerdo que tuvo Hillary Clinton hacia la ex primera dama de Estados Unidos Nancy Reagan, fallecida el pasado fin de semana a los 94 años, le pueden costar un puñado de votos.

Diplomáticos, políticos y celebridades se congregaron este viernes en la bliblioteca presidencal Ronald Reagan a las afueras de Los Ángeles para despedir a Nancy Reagan en una ceremonia cargada de respeto, sentimiento y emocionadas menciones a la relación sentimental que unió al presidente Ronald Reagan y a su esposa Nancy.

Pero entre los elogios hubo uno que, en lugar de generar admiración, desató una fuerte controversia en las redes sociales.

La también ex pimera dama y ahora candidata a la nominación demócrata para las elecciones presidenciales del próximo noviembre en Estados Unidos, Hillary Clinton, alabó a los Reagan, en especial a Nancy, por haber iniciado "un debate nacional" sobre el sida.

Image copyright Reuters
Image caption Clinton asistió este viernes al funeral por Nancy Reagan, que murió el pasado domingo a los 94 años.

En una entrevista con la cadena MSNBC, Clinton reconoció tanto a Nancy como a su esposo, por su "apoyo discreto" contra el sida.

"Puede ser difícil para nuestros espectadores recordar lo complicado que era para la gente hablar sobre el vih y el sida en los años 80", dijo Clinton.

"Y gracias al presidente y a la señora Reagan, en especial ella, iniciamos un debate nacional".

La indignación de los activistas en la lucha contra el vih/sida no se hizo esperar.

Muchos de ellos coincideron en que las declaraciones de Clinton enmascaran lo que en realidad fue un controvertido legado.

Todo lo contrario

Historiadores y activistas señalaron de forma inmediata que el gobierno de Reagan fue precisamente famoso por ser demasiado lento a la hora de responder a la crisis del sida y demasiado insensible cuando lo hizo.

"Hillary Clinton necesita rectificar inmediatamente o se arriesga a perder los votos de millones de estadounidenses homosexuales que sobrevivieron a la plaga (del sida)", escribió el activista, autor y comentarista de medios Dan Savage en un blog en The Stranger.

Image copyright Twitter
Image caption El lema de los activistas "Silencio = Muerte" se originó por la falta de acción del gobierno de Ronald Reagan frente al sida.

"Vimos a miles de nuestros amigos y amantes morir mientras Nancy y Ronnie estaban sentados en silencio en la Casa Blanca".

"Estoy literalmente temblando según escribo esto. No hay palabras para expresar el dolor que el comentario de Clinton ha desenterrado".

"Tengo que escribir una columna que debo desde hace tiempo pero sólo puedo pensar en mis amigos muertos, chicos encantadores que quizá estarían todavía con nosotros si Nancy y Ronald Reagan hubieran comenzado un debate nacional sobre el vih/sida", lamentó Savage.

Chris Geidner del medio digital Buzzfeed escribió recientemente un largo artículo sobre cómo Nancy Reagan rechazó una petición personal de Rock Hudson para ingresar en una institución de tratamiento del sida.

En Twitter, Geidner escribió: "La Casa Blanca no decidió que el sida iba a ser un tema para 'abordar' hasta casi dos años después de la muerte de Hudson", en 1985.

Ronald Reagan hizo su primer discurso público sobre el sida en 1987.

Otros citan una rueda de prensa de 1982 en la que el portavoz de la Casa Blanca Larry Speakes desestimó entre risas las preguntas de un reportero sobre el sida.

"Ese fue el 'debate nacional' que los Reagan iniciaron sobre el sida: reírse de las víctimas de una 'plaga gay'", escribió Steve Silberman.

Peter Staley, un activista contra el sida que destacó durante el gobierno de Reagan, tuiteó su incredulidad ante la declaración de Clinton.

"¿Poseyó un 'BernieBro' a @HillaryClinton para que dijera la cosa más ofensiva posible para nuestra generación de estadounidenses LGBT?".

Rectificación de Clinton

Tras unas horas de ira cibernética, Hillary Clinton escribió una disculpa en Twitter:

"Si bien los Reagan fueron firmes defensores de la investigación en células madre y de la búsqueda de una cura para el Alzheimer, dije algo incorrecto sobre su historial con el vih y el sida. Por eso, lo siento".

Image caption Esta chaqueta perteneció a David Wojnarowicz, quien murió de sida en 1992. "Si me muero de sida no me entierren, simplemente dejen mi cuerpo en la escalera de la FDA (la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE.UU.)".

Pero el daño estaba hecho.

"Es un insulto insinuar que la campaña contra el Alzheimer mucho después de estar en el gobierno compensa el historial de Reagan respecto al sida", escribió Frank Rich, del New York Magazine.

"No.Lo.Suficientemente.Bueno", tuiteó Savage en respuesta a la disculpa de la exsecretaria de Estado.

Contenido relacionado