Elecciones en EE.UU.: Trump gana las primarias de West Virginia y Nebraska; Sanders se impone en West Virginia

Donald Trump Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Este triunfo le aportará a Trump una mayoría de los 34 delegados en juego.

El magnate inmobiliario Donald Trump ganó las primarias republicanas celebradas este martes en los estados de West Virginia y Nebraska.

Pese a estas victorias todavía no suma los 1.237 que necesita para convertirse oficialmente en el candidato del Partido Republicano de cara a las elecciones presidenciales de noviembre.

Sin embargo, el magnate neoyorquino ya es el virtual nominado de la formación conservadora ya que sus dos últimos rivales, Ted Cruz y John Kasich, se retiraron la semana pasada.

Trump está tratando de conseguir el mayor número de apoyos dentro del Partido Republicano, después de una dura campaña de primarias.

Pero líderes republicanos como Paul Ryan, presidente de la Cámara de Representantes de EE.UU., se han negado a apoyarlo explícitamente.

Bando demócrata

Derechos de autor de la imagen AP
Image caption Bernie Sanders derrotó a Hillary Clinton en las primarias de West Virginia.

Por el lado de los demócratas, Bernie Sanders derrotó a Hillary Clinton en las primarias de West Virginia.

"Gracias a la gente de West Virginia por la tremenda victoria que nos dieron hoy", escribió Sanders en Twitter.

Durante su discurso de agradecimiento, el candidato destacó que con los resultados de este martes, ha ganado los caucuses y primarias en 19 estados.

"Estamos en esta campaña para ganar. Vamos a pelear por cada voto que queda", dijo.

Derechos de autor de la imagen Getty
Image caption Clinton mantiene la ventaja frente a Sanders, aunque no ha alcanzado todavía los 2.383 delegados que necesita para obtener la nominación de su partido.

Con la victoria en West Virginia y la de Indiana del martes pasado, Sanders lleva una nueva racha ganadora contra Clinton, reconoce Anthony Zurcher, corresponsal de la BBC en Washington.

"Sin embargo, no servirá de mucho para detener el avance de Clinton hacia la nominación", agrega.

Clinton mantiene la ventaja frente a Sanders, aunque no ha alcanzado todavía los 2.383 delegados que necesita para obtener la nominación de su partido.

Según Anthony Zurcher, hasta que Clinton sea oficialmente la candidata, Sanders seguirá siendo un recordatorio incómodo de que hay votantes demócratas todavía reacios a unirse a su campaña.

Contenido relacionado