EE.UU. impone sanciones a funcionarios iraníes

Estados Unidos nombró a ocho funcionarios iraníes como implicados en graves violaciones de derechos humanos tras las disputadas elecciones presidenciales de Irán de junio de 2009.

El Departamento estadounidense del Tesoro dijo que el presidente del país, Barack Obama, firmó una orden en la que impone sanciones a los funcionarios y prohíbe a empresas de su país realizar transacciones comerciales con ellos.

Entre las violaciones en las que se les atribuye complicidad figuran asesinatos y golpizas.

La relación incluye a Mohammad Ali Jafari, comandante de la Guardia Islámica Revolucionaria.

Según la Casa Blanca, Jafari es cómplice de asesinatos y arresto de manifestantes pacíficos que tomaron parte en la ola de protesta que siguió a los comicios presidenciales.