Arabia Saudita: relevo real para no atemorizar a los mercados

El príncipe heredero saudita, Sultan Bin Abdul Aziz, regresó al país desde Marruecos para relevar a su hermano, el rey Abdullah, quien prepara un viaje a Estados Unidos para tratarse un disco herniado.

El príncipe Sultan ha estado recuperándose de lo que se sospecha es un tratamiento contra el cáncer en el exterior.

Su prematuro retorno a la nación petrolera se interpreta como un esfuerzo de la familia real de asegurar a los mercados de crudo de que no habrá un vacío de poder mientras el rey esté fuera de Arabia Saudita.

El gobierno también afirmó que el monarca, de 68 años, gozaba de buena salud a pesar de sus dolores de espalda.