Policía brasileña lanza ultimátum en favela de Río de Janeiro

La policía brasileña le ordenó rendirse a un grupo de narcotraficantes atrincherados en una favela de Río, para evitar un baño de sangre.

Cientos de soldados y agentes de policía tienen bloqueada el área, conocida como alemao, donde muchos jefes de bandas han buscado refugio luego de días de choques sangrientos en la segunda ciudad en tamaño de Brasil.

Una semana de ataques incendiarios contra buses y automóviles ha creado un clima de miedo en Río.

Las autoridades dicen que los líderes de bandas están furiosos con el éxito de los recientes operativos policiales.

Por lo menos 45 personas han perecido en los enfrentamientos.